El polémico selfi de un hombre frente a una mujer atropellada por un tren

"He visto muchos crímenes y escenas terroríficas, pero no estoy preparado para ver esto"

El selfie ha dado la vuelta al mundo. /

El pasado 26 de mayo, una canadiense era golpeada por un tren y gravemente herida en la estación de Piacenza (Italia). Según explican los medios locales, la mujer de 83 años salió por la puerta del tren equivocada (debido a un sistema de control de apertura de puertas defectuoso), lo que provocó que cayera a las vías y fuera golpeada por el tren. En cuestión de minutos, los servicios de rescate acudieron al lugar del suceso para salvar la vida de la mujer, a la que han amputado la pierna, tal y como recoge la BBC.

Una noticia que ha trascendido a nivel mundial no por el suceso en sí, sino por la acción de un joven que se encontraba en la estación. A través de sus redes sociales, el periodista Giorgio Lambri mostraba, a través de una fotografía, que el joven se estaba sacando un selfi mientras los servicios de rescate trataban de salvar la vida de la mujer.

"Hemos perdido por completo el sentido de la ética"

El joven, que se acercó al límite del andén para sacar la fotografía, posó con la mujer de fondo haciendo el signo de la victoria mientras estaba siendo intervenida por las autoridades sanitarias. Un gesto que ha indignado al fotógrafo que tomó la instantánea, quien denunció a través de su cuenta de Facebook que la sociedad ha perdido por completo el sentido de la ética.

Tal y como apuntan los medios locales, el joven fue abordado por la policía ferroviaria en cuanto descubrieron que estaba sacándose una fotografía. A continuación, analizaron las imágenes, por si pudiesen ser constitutivas de delito, le obligaron a borrarlas  y le pidieron que dejara de tomar fotografías sobre el suceso.

"No estoy preparado para esto"

En declaraciones a Global News, el fotoperiodista explica que quedó atónito ante la escena que presenció en la estación de Piacenza: "He visto muchos crímenes y escenas aterradoras, pero no estoy preparado para ver este tipo de sucesos". Lambri también asegura que lo peor de todo no es que el joven se haya sacado la fotografía, sino que no haya comprendido en absoluto la maldad de su comportamiento.

Mientras tanto, las redes sociales también han criticado duramente al joven, que ha abierto un nuevo debate sobre los valores que se transmite a los jóvenes y los límites éticos del ser humano a la hora de publicar contenido en Internet. Una fotografía que ha dado la vuelta al mundo y que ha

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?