Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

cerrar

Economía

ALMUNIA EXPONE LAS CONDICIONES PARA LA BANCA ESPAÑOLA NACIONALIZADA

La banca nacionalizada tendrá que reducir su tamaño en un 60% hasta 2017

Almunia afirma que recuperar el sector es "indispensable". Accionistas y titulares de preferentes y deuda subordinada sufrirán pérdidas de 10.000 millones

El vicepresidente de la Comisión Europea y comisario de la Competencia, Joaquín Almunia, en la rueda de prensa del Ejecutivo comunitario

Bankia, Novagalicia y CatalunyaCaixa tendrán que reducir antes de 2017 su balance en más del 60% a cambio de recibir ayuda europea para su saneamiento, según ha informado la Comisión Europea. Bruselas pone esa condición para autorizar una inyección de capital de unos 37.000 millones de euros del fondo de rescate de la UE.

El Ejecutivo comunitario ha aprobado los planes de reestructuración de las entidades nacionalizadas y considera que sus planes garantizarán que los tres bancos recuperen su viabilidad a largo plazo como entidades de crédito saneadas en España.

Para llevar a cabo su reducción de tamaño, las entidades nacionalizadas deberán centrar su modelo empresarial en préstamos al por menor y préstamos a las pymes en sus principales regiones históricas. Y tendrán que abandonar las líneas de créditos a favor de promociones inmobiliarias y limitarán su presencia en el mercado al por mayor.

Ello contribuirá a reforzar su capital y sus niveles de liquidez y reducir su dependencia de la financiación en el mercado mayorista y del Banco Central.

Todos los bancos se han comprometido a ceder algunas participaciones industriales y filiales. El producto de dichas cesiones contribuirá a financiar la reestructuración y, por lo tanto, limitará la necesidad de ayuda adicional, además de reducir las distorsiones de competencia.

Además Bankia y Catalunya Caixa cederán los títulos de renta fija que poseen en su cartera de valores negociables y de tesorería. Catalunya Caixa también cederá la totalidad de sus fondos de capital riesgo.

Según los planes de reestructuración aprobados por el Ejecutivo comunitario, los accionistas y titulares de preferentes y deuda subordinada deberán contribuir también a los planes de reestructuración. Su aportación reducirá la ayuda estatal necesaria en alrededor de 10.000 millones de euros, según los cálculos de Bruselas.

Planes de reestructuración de cuatro bancos

Las cuatro entidades nacionalizadas recibirán 36.965 millones de euros en ayudas europeas, de los que casi la mitad, 17.960 millones, serán absorbidos por Bankia, informó el vicepresidente de la CE y comisario de la Competencia, Joaquín Almunia.

Precisó que de esa cantidad 5.425 millones de euros están destinados a Novagalicia, mientras que 9.080 millones serán para CatalunyaCaixa y otros 4.500 millones para el Banco de Valencia.

"Recuperar un sector financiero cada vez más sano para financiar la economía real es una condición indispensable para la recuperación económica en España", subrayó Almunia.

El comisario europeo dijo que con esta aprobación "se completa una etapa importante en la aplicación del Memorándo de Entendimiento entre los países de la zona euro y España", alcanzado en julio pasado.

Almunia: ''La historia pasada ha demostrado que no son capaces de operar de manera eficiente en actividades de riesgo''. 

Almunia: ''Se trata de impedir la vuelta a las prácticas insostenibles del pasado''. 

Almunia: ''Los responsables son los que gestionaron mal estas entidades; si pusiéramos los nombres en común nos saldría una lista larga''.