Sociedad

La familia de Timoteo lamenta los bulos sobre el paradero de su padre

En las últimas horas circularon rumores sobre la presunta aparición del hombre este miércoles, hecho que no se produjo

Sigue la búsqueda de Timoteo

Palencia

La familia de Timoteo Pérez Arconada, el hombre de 76 años que lleva desaparecido desde el pasado 13 de enero tras salir de la Residencia Santa María del Camino de Carrión de los Condes, lamenta la circulación este miércoles de varios bulos sobre la supuesta aparición del varón. Los falsos rumores comenzaron por la mañana cuando se decía que habían encontrado al desaparecido en la zona de la empresa Talleres Casares, junto a la carretera CL 615. También se dijo que había sido encontrado en las naves de la cooperativa o que había aparecido en el río Carrión.

La noticia falsa se conoció enseguida y fue el tema de conversación en la localidad jacobea. Además, se difundió rápidamente por WhatsApp. “Son bulos, ya se sabe cómo es la gente”, afirma resignada Mari Cruz Pérez García, hija de Timoteo. En este sentido la Guardia Civil conforma que no ha habido ningún hallazgo relacionado con el caso. “He hablado con el capitán y no hay nada de nada”, lamenta Rubén, hijo del desaparecido.

Continúa la búsqueda

La búsqueda de Timoteo continúa todos los días a pesar de las dificultades y de la falta de avances en la investigación. Por ello, un fin de semana más el Ayuntamiento de Carrión de los Condes y la familia del hombre natural de Población de Campos convocan a todas las personas que puedan acercarse para colaborar en las tareas de búsqueda. Como en ocasiones anteriores las citas son este sábado 26 y el domingo 27 de febrero a las diez de la mañana y a la cuatro de la tarde en el Cuartel de la Guardia Civil de Carrión de los Condes, en la avenida Historiador Ramírez, número 13.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad