Sociedad

El Presidente de la Diputación aboga por el trasvase Puente Nuevo-Sierra Boyera, como solución definitiva al problema del agua en el norte de la provincia

Considera que se trataría de la solución más rápida y sostenible, aunque se sigue barajando la opción de la ósmosis y la ultrafiltración del agua en La Colada

Bombas en el embalse de La Colada / Cadena SER

Córdoba

El presidente de la Diputación Provincial, Salvador Fuentes, ha confirmado a Radio Córdoba que la única solución posible, de cara al futuro, para garantizar el suministro de agua a la zona norte de la provincia pasa por el trasvase desde el embalse de Puente Nuevo al de Sierra Boyera. Algo que habrá que acometer de la mano de la confederación hidrográfica del Guadalquivir junto a la posible construcción de una estación depuradora nueva en Sierra Boyera.

Para Fuentes, se trata de la solución más rápida y sostenible en contraposición a la alternativa de la ósmosis o la ultrafiltración del agua en Sierra Boyera, una opción más cara y lenta. Mientras, desde La Colada se sigue bombeando agua para garantizar al menos que no haya cortes en los municipios de la zona norte. "Estamos centrados en reivindicar y en poner en marcha cuanto antes el trasvase Puente Nuevo-Sierra Boyera. Es la única solución estable, sostenible en el tiempo y rentable económica y socialmente para garantizar la estabilidad de agua para el consumo en la zona norte de Córdoba. A partir de ahí, con esa premisa, seguiremos manteniendo el bombeo desde La Colada. 3.150 metros cúbicos por hora para mantener como mínimo que el agua se pueda repartir", afirmó a la Cadena SER el presidente de la Institución Provincial, Salvador Fuentes.

Salvador Fuentes, en su primera entrevista a Radio Córdoba como presidente de la Diputación. / Cadena SER

Fuentes ha asegurado que los tratamientos de ósmosis y de ultrafiltración que se están estudiando, retrasarían la solución un mínimo de ocho meses y sería mucho más costosa. "Queremos ver el resultado de los análisis, de las fórmulas que se están planteando con la ósmosis y la ultrafiltración para poder potabilizar el agua que llega a Sierra Boyera, que es muy complicado y muy costoso. Además, en el mejor de los casos, esa solución llegaría como mínimo en ocho o diez meses con lo cual hay que pensar que llueva en otoño y el año que viene. Si no es así es que no hay agua y si no hay agua es una ruina para todo el mundo", concluyó Fuentes.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00