Sociedad

El Consell de Ibiza ha impuesto más de 200.000 euros en multas a Casa Lola por alquiler turístico ilegal

La institución insular lleva a la Fiscalía infracciones detectadas en Villa Rocío dentro de la misma parcela

Una de las edificaciones ilegales en una imagen del Ayuntamiento de Sant Josep / Cadena SER

Ibiza

La propiedad del complejo turístico Casa Lola cuenta con más infracciones a sus espaldas, tanto en el ámbito urbanístico como también turístico. Mientras se enfrenta al derribo de la parte ilegal del establecimiento que se ha iniciado esta semana, también tiene que pagar multas por valor de más de 200.000 euros por su actividad turística ilegal, ya que carece de permisos para ellos.

Según detalla a la SER el vicepresidente del Consell y responsable de la Oficia de Intrusismo, Mariano Juan, en lo que se refiere a alquiler turístico ilegal, este complejo lleva arrastrando procedimientos desde el año 2013. Explica que solo en esta legislatura, ya se han abierto 4 expedientes más 3 recursos de reposición por un valor de 128.000 euros de sanciones impuestas. A esto hay que sumar otra multa impuesta por los mismos motivos de hace dos legislaturas y que ya abonado la propiedad, esta suma 80.000 euros más intereses. En la legislatura anterior, ha querido poner en evidencia, con gobierno progresista, "no se abrió ningún expediente".

Juan dice que lo que ha ocurrido con este complejo ilegal turístico pone en evidencia lo que lleva diciendo desde hace tiempo y es que solo con las sanciones no se podrá acabar con el intrusismo en el sector turístico, por eso insiste en que hace falta un gobierno balear "valiente" que cambie la ley para que puedan adoptar medidas cautelares y "se puedan clausurar directamente este tipo de establecimientos o pisos ilegales".

Infracciones urbanísticas enviadas a Fiscalía

Por otra parte, el Consell ha trasladado a la Fiscalía otro expediente incoado en 2021 a esta misma propiedad por un presunto delito contra la ordenación del territorio por infracciones detectadas en una parcela dentro del complejo llamada Villa Rocío y que al estar en suelo rústico protegido corresponde a la institución insular actuar.

De momento, según señalan desde el Consell, este expediente está en suspenso hasta que la justicia tome alguna decisión. Lo que si continúa, añaden, es la imposición de multas coercitivas que ya se les está imponiendo y que de momento suman 25.000 euros, aunque la cifra será superior porque ya están en tramitación nuevas sanciones.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad