Fútbol

1-0. La UD Ibiza vuelve a ganar en Liga SmartBank 67 días después

Un gol de penalti de Cristian Herrera en el descuento doblega a un rocoso Racing de Santader

Imagen del encuentro facilitada por La Liga / Cadena SER

Ibiza

Desde el pasado dos de octubre, 3-2 al Lugo, no saboreaba un triunfo la UD Ibiza en la Liga SmartBank. 67 días después ha podido cantar victoria ante sus aficionados, doblegando al Racing de Santander en un final de infarto. Esta vez ha salido cara en el tiempo de descuento. No siempre tiene que caer la rebanada de pan al suelo del lado de la mantequilla.

Una pena máxima por manos del defensa visitante Satrústegui ha permitido a Cristian Herrera volver a gritar gol desde los once metros y cambiar la dinámica de resultados de un equipo que sigue en la UCI en la tabla, pero que da esperanzas de que no todo está perdido. Herrera ha sido protagonista y también un salvador Fuzzato, el portero de la UD, con una increible cuádruple parada, poco antes del penalti.

Más allá del resultado y del drama y éxtasisde los compases finales, La mano del técnico, Lucas Alcaraz, empieza a notarse. Mejor colocación en el campo, más orden, líneas más juntas, defensa más adelantada, presión eficaz para recuperar la pelota. Frente a esa evidente mejoría, a la hora de generar fútbol ofensivo, todavía escasean las ideas y falta desequilibrio para romper defensas tan sólidas como la del Racing. Se ha jugado con más paciencia, se ha intentado jugar por fuera, pero con un carrusel escaso de oportumidades. La casa se empieza por los cimientos y lo primero es dejar tu portería a cero y sobre todo que no te generen muchas ocasiones en tu área.

El conjunto cántabro ha resistido hasta el descuento en el Palladium Can Misses, a pesar de jugar casi toda la segunda parte en inferioridad numérica. Con mucho orden, mostrándose como un bloque rocoso y solidario, que no ha dejado huecos al rival y que ha podido ganar si hubiera aprovechado su múltiple ocasion final. Así que alegría para la parroquia celeste y decepción para buen número de aficionados racinguistas que se han desplazado a Ibiza aprovechando el puente festivo y que se han dejado notar en la tarde fría en Can Misses.

Alcaraz ha sido valiente en la pizarra de inicio, con un once claramente ofensivo,con dos variaciones en relación a los que salieron de inicio en Zaragoza la pasada jornada. Nolito reforzaba el ataque y Appin entrada en la zona ancha. Y sobre todo ha sido valiente en su planteamiento, más allá del sistema, adelantado la defensa 20 metros, algo que no se veía en Can Misses desde la pasada campaña.

Así que todo el primer tiempo se ha jugado en una pequeña franja del campo, pero sin continuidad. Los locales han llevado más la iniciativa, han presionado bien sin balón y no han sufrido en su área. Otra cosa ha sido el caudal ofensivo. Suleiman encaraba por su banda y sus centros, cuando conseguía llegar a la línea de fondo, nunca encontraban rematador. Nolito tampoco aparecía entre líneas para generar desequilibrio en la zaga del Racing, con un viejo conocido, elexcentral de la UD Rubén, al mando de las operaciones y que ha rendido a gran nivel.

Todo ha sido una brega constante en la zona ancha, salpicado de interrupciones. Fútbol típico de Segunda, alegrías las justas. Nadie cedía un palmo de terreno y cada balón dividido, cada pelotazo al cielo acababa en una falta y el juego detenido. En algunas entradas sobraba contundencia, y el colegiado valenciano Caparrós Hernández lo ha zanjado con tres amarillas a los visitantes y a Ekain en los ibicencos.

Isma Ruiz y Appin se aplicaban bien en la presión en la zona ancha, pero les faltaba clarividencia a la hora de distribuir o de conducir. Darío y Ekain se fajaban en los lanzamientos directos, pero nunca encontraban ayuda de la segunda línea. Así que las ocasiones han escaseado en los primeros 45 mínutos, algo que no extraña a nadie en la liga Smarbank. Ekain ha probado fortuna a los 12 minutos tras una asistencia de Poveda, pero su disparo demasiado centrado no ha puesto en apuros al portero visitante Parera. La mejor ocasión celeste en el primer tiempo ha llegado con un lanzamiento de falta de Javi Vázquez desde la frontal, con una gran respuesta del cancerbero racinguista. En el saque de esquina posterior, Coke ha centrado al lateral de la red. En el bando cántabro. un par de acercamientos que no han inquietado en exceso a Fuzato, porque la zaga local no ha tenido fisuras.

Y en el arranque del segundo tiempo ha llegado una de las acciones claves del partido, Gassama, que había sido amonestado en el primer tiempo, ha peleado un balón en la medular, saliendo trompicado y ha pisado a Juan Ibiza que estaba en el suelo. El colegiado apreció voluntariedad en la acción, pese a las protestas visitantes y le enseñó la segunda amarilla dejando al Racing en inferioridad 40 minutos. Así que Racing se pertrechó todavía más en su campo con dos líneas y la UD con un fútbol chato, previsible y demasiado lento, no conseguía romperlas. Todo era un trasteo que se perdía en las inmediaciones del área visitante o algún pelotazo directo que no encontraba destinatario.

Alcaraz intentó romper el guión previsible con un triple cambio, Miki Villar por banda derecha, Morante para filtrar algún pase desde la medular y Bogusz para aparecer entre líneas. La pizarra decía esto, pero la incidencia en el juego apenas se notó. Bogusz pidió penalti en un acción que no pareció punible. El Racing no sufría y tampoco conseguía pillar alguna contra pata sorprender más allá de los lanzamientos de esquina.

Así que los fuegos artificiales y toda la emoción quedó para el tramo final. El entrenador de la UD cambió a su pareja de delanteros, dando entrada a Castel y a Herrera, y la aparicion de este último fue determinante, con él en el campo es otra cosa. Nada más salir el atacante canario estuvo a punto de marcar, aunque la acción fue invalidada por fuera de juego y poco después un remate suyo se estrelló en el larguero. Después lo intentó desde lejos, aunque el balón salió muy desviado. En esa fase del choque asomó también Nolito, más protagonista, pero con un Ibiza volcado, pudo ponerse por delante el Racing a los 85 minutos. A la salida de un saque de esquina, Pol Moreno cabeceó un centro al área y se topó con Fuzato, que repelitó también los remates posteriores de Satrústegui, de Camús y finalmente de peque. Una acción descollante, de dibujos animados del portero celeste y en cambio, el destino fue otro en la otra área. Satrústegui tocó con la mano un remate desde fuera del área ya en tiempo de prolongación. El colegiado no lo dudó y pitó penalti , pese a las protestas, que transformó Herrera para dar vida a la UD y darle un chute de adrenalina a los aficionados que han estallado de júbilo. Y ya se sabe que mientras hay vida, hay esperanza. Todavía no ha acabado la primera vuelta y este equipo parece más fiable con Alcaraz al mando.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad