Sociedad

El viento deja numerosas incidencias en Toledo: sin colegio en Fuensalida, trenes suspendidos, parques cerrados y daños en una gasolinera

Los alumnos del colegio más importante de Fuensalida se han quedado sin comedor y Aula Matinal y salvo Infantil y Segundo de Primaria, deberán seguir las clases online. El Ayuntamiento de Toledo decidió cerrar los parques y este jueves hay aviso amarillo por viento

El viento es el causante de las numerosas incidencias que se han producido en las últimas horas, sobre todo en la provincia de Toledo. Las fuertes rachas registradas este miércoles obligaban a interrumpir la circulación ferroviaria entre Madrid y Sevilla, por lo que se vieron afectados varios trenes de la línea Madrid Toledo y Madrid- Ciudad Real- Puertollano. Una avería afectó a la electrificación de la catenaria que obligó a detener un tren y trasbordar a los viajeros. Desde las 17.40 hubo que circular en vía única entre Mora y Orgaz, ambos municipios en la provincia de Toledo. La circulación se ha ido recuperando de forma paulatina.

No fue la única incidencia porque en Fuensalida este jueves no habrá clases en la práctica totalidad del Colegio Público Tomás Romojaro, que es el principal de la localidad. Solo tendrán clase los alumnos de segundo de Primaria y los alumnos de Educación Infantil. Según un mensaje trasladado a los padres del centro, "sentimos comunicarles que, a causa de la tormenta y el viento que estamos sufriendo, el edificio principal de Educación Primaria ha sufrido y está sufriendo desperfectos que ponen en riesgo la seguridad de nuestro alumnado". Esto afecta, en definitiva, a varias clases de los niveles de primero, tercero, cuarto, quinto y sexto de Primaria. Tampoco habrá servicio de aula matinal ni comedor escolar. Los alumnos afectados, reza el mensaje enviado a los padres, "recibirán docencia on-line, a través de EducamosCLM, sus Aulas Virtuales o el entorno G-Suit, según tengan organizados estos recursos en sus diferentes grupos".

La capital no se quedó atrás en cuanto a incidencias porque el Ayuntamiento de Toledo se vio obligado a cerrar parques y jardines por las fuertes rachas de viento. Hasta 78 km por hora llegaron a notificarse a las 17:00, según los registros de la Agencia Estatal de Meteorología. En redes sociales, el consistorio recomendaba evitar pasear bajo cornisas, balcones y árboles, así como asegurar toldos, puertas ventanas y objetos que pudieran desprenderse.

También en la capital se volaron los techos de la gasolinera de Valparaíso, en la zona donde se encuentran las aspiradoras para los coches y el lavadero. Todo sin haber ocasionado daños personales. También se cayó un árbol en la entrada a la Escuela de Gimnasia, en la avenida General Villalba, también sin causar daños personales.

Los bomberos del Consorcio Provincial tuvieron que actuar para retirar árboles y ramas caídas en Fuensalida, Olías del Rey, Illescas y la Puebla de Montalbán.

El viento también dificulta las labores de extinción en una empresa de reciclado en Noblejas

En la localidad de Noblejas, se extinguía este miércoles por la tarde un incendio en una empresa de reciclado ubicada en la N-400. Un trabajador de 52 años resultó afectado por inhalación de humo. También este miércoles quedaba controlado un incendio en Lucillos, que se declaraba en una zona de pastizal y matorral. A esta hora no quedan efectivos trabajando en la zona. Y un tercer incendio, este jueves por la mañana, se producía en un antiguo vertedero de Añover de Tajo lo que ha obligado a cerrar, por precaución, el IES 'San Blas' de la localidad. Los alumnos y profesores ya han sido trasladados a una zona segura y en el operativo para acabar con el fuego trabajan bomberos de Illescas, el Centro Operativo Regional, Guardia Civil y Policía Local.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00