Hoy por Hoy Madrid OesteHoy por Hoy Madrid Oeste
Gente
Actualidad

Raquel Estuñiga: "Partimos de la base que ni siquiera mi portal está adaptado"

Raquel tiene 46 años y hace 4 le diagnosticaron Esclerosis Lateral Amiotrófica o ELA como se la suele conocer. Tras pasar su proceso de duelo, como ella cuenta, ha decidido dar visibilidad a lo que padecen y contar su día a día con humor

Entrevista a Raquel Estuñiga, paciente de ELA

Entrevista a Raquel Estuñiga, paciente de ELA

12:07

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1657896963030/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Móstoles

Fue en agosto de hace cuatro años cuando a Raquel Estuñiga le dijeron, tras pasar incluso por una operación de espalda, que lo que ella padecía era ELA (Esclerosis Lateral Amiotrófica). Esta enfermedad se caracteriza por ser degenerativa y de ella hablamos con Raquel en esta serie de entrevistas.

En esta ocasión, Raquel ha hablado del día a día. De las dificultades que se encuentra sobre todo a nivel de movilidad. “Evidentemente no es lo mismo ir en silla de ruedas que por tu propio pie. Partimos de la base que ni siquiera mi propio edificio está totalmente adaptado. Yo voy en una silla que no es la más adecuada para mí, porque sino no cabría en el ascensor”, detalla Raquel que también destaca que “la estación de metro de mi casa no está adaptada, de los bordillos y las aceras mejor no hablar. Algunas rampas son auténticas montañas rusas. Digo yo que será para dar más emoción a nuestras vidas. El usuario de silla de ruedas tiene que hacer muchas veces el kamikaze por la carretera para evitar obstáculos”.

La empatía también ha sido uno de los temas tratados. Para Raquel la sociedad en la que vivimos “prima el egoísmo y nos creemos que estamos libres de todo, que nunca nos vamos a ver en este tipo de circunstancias” y apunta “vuelvo a hacer referencia al edificio en el que vivo. Una vez tuve ya acreditada mi condición de discapacitada y de movilidad reducida solicité un acceso accesible a mi vivienda y hubo sus más y sus menos con la comunidad de vecinos. En cuanto a los conductores insolidarios más de uno se encuentra con un raspón, yo ya no miro, tiro para adelante y me da igual todo. Sé que puede sonar un poco macarra, pero es lo que hay”.

Tiene una hija. Clara de 11 años, a la que le van contando las cosas según va avanzando su enfermedad y que “está muy pendiente de mí. Intenta ayudar en lo que puede, aunque a veces sus ganas de ayudar provocan algún accidente que otro”, bromea. Para Raquel su familia es ese gran apoyo tiene dos sobrinos que asegura son “maravillosos”, Adrián y Mónica. “Mi familia se dedican en cuerpo y alma a mí. Mis padres eran mis principales cuidadores, aunque también tengo ayuda externa para aliviar la carga, pero mi padre falleció hace un par de meses y mi madre ahora además de su duelo también tiene que cuidar de mí ella sola. Mi hermana y mi cuñado también están muy pendientes de mis necesidades”.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad