Jueves, 08 de Diciembre de 2022

Otras localidades

Visto para sentencia el juicio por el crimen de Marta del Castillo

En el turno de la última palabra ninguno de los acusados ha revelado dónde está el cadáver. Eva Casanueva ha pedido justicia "por la memoria de Marta"

A las 14:00 de la tarde ha terminado este juicio que se ha desarrollado durante 19 sesiones. Y en el turno de la última palabra los cuatro acusados se han dirigido a la familia de Marta. Miguel Carcaño ha pedido perdón por el daño causado y ha dicho que si supiera dónde está el cuerpo lo diría. Samuel Benítez ha manifestado que siente mucho lo que le ha pasado a Marta, "que también era mi amiga", pero ha añadido que él es inocente. Tanto Javier Delgado como María García Mendaro han señalado que no pueden hacer nada para aliviar el dolor de los padres de Marta

Eva Casanueva, la madre de la víctima, cree que las disculpas de Carcaño llegan casi tres años tarde. Ahora, ha dicho, hay que "ser cautos" y hay que "rezar" para que se haga justicia "a Marta", ha señalado. "Cuando salimos del juicio del menor estábamos muy confiados y luego nos llevamos un palo, así que a partir de hoy sólo me queda rezar para que se haga justicia", ha manifestado a su salida de la Audiencia de Sevilla.

Como era de esperar, los acusados han hecho uso de su derecho a hablar antes de que el presidente del tribunal dejara el juicio visto para sentencia. "No fue mi intención ni ha sido producirles tanto daño y si supiera de verdad dónde está el cuerpo lo diría", ha afirmado con llamativa calma Miguel Carcaño. Luego se ha levantado de su asiento Samuel Benítez y ha dicho que siente mucho lo que le ocurrió a Marta porque era su amiga pero, ha recordado, "yo soy inocente". Javier Delgado ha explicado que confió en su hermano pero a renglón seguido ha añadido que no puede hacer o decir nada para aliviar "un dolor que como padre entiendo". María García Mendaro se había preparado un papel para leerlo en la sala pero ha sido incapaz de controlar el llanto y se ha limitado a pronunciar una frase: "Yo no puedo aliviar ese dolor porque yo no sé nada de lo que le pasó a Marta".

En la última sesión de este juicio, los abogados de Samuel Benítez, Javier Delgado y María García Mendaro han pedido la absolución para ellos. Benítez y García Mendaro se enfrentan a penas de cinco años de prisión y Delgado a ocho años.

Manuel Caballero, el abogado de Samuel Benítez, afirma que los hechos probados en el juicio deben hacer concluir que Samuel no es encubridor. Hay que distinguir, ha manifestado, entre lo que "podemos creer y lo que se ha probado". Afirma que hay pruebas para acreditar que pasó la tarde noche del crimen en Montequinto. Ha recordado que la ropa que llevó puesta aquel día y que le incautaron, 20 días después del crimen, no tenía rastro de sangre.

Manuel Caballero insiste en que Samuel Benítez fue presionado por la policía para que confesara que ayudó a ocultar el cuerpo de Marta del Castillo. "Pasó muchas horas en la comisaría, él nunca ha dicho que las presiones se produjeran delante del letrado en el momento de la declaración", ha detallado el letrado.

La confesión ante la policía, la autoinculpación, debe verse avalada y corroborada por elementos externos y en este caso no hay pruebas biológicas que determinen la participación de Samuel Benítez en la ocultación del cadáver de Marta, según su abogado. El letrado ha citado distintas sentencias del Supremo y el Constitucional para pedirle al Tribunal que absuelva a su cliente porque esa autoinculpación no está apoyada en "datos externos". Caballero ha insistido en que está acreditado que Samuel estuvo toda la tarde y la noche acompañado en Montequinto. "No se rompe la cadena de acompañamiento hasta las 02:24 de la madrugada", ha insistido. Según las acusaciones, los acusados sacaron el cuerpo de Marta de León XIII sobre las 02:00.

El abogado de Francisco Javier Delgado, José Manuel Carrión, pide la absolución. Asegura que la declaración del Cuco que lo incrimina está llena de "vaguedades e incertezas" y que no se les ha mostrado "otro hecho corroborador externo". Asegura que su defendido estuvo desde las 20:41 hasta las 23:30 en el piso de su ex mujer, cenando con ella y con su hija. Después, desde allí se dirigió al bar de copas que regentaba para relevar a su socio en el turno que comienza a medianoche. Allí permaneció Francisco Javier, según su letrado, hasta las 03:10.

Este relato de hechos se rompe con la declaración del "testigo sorpresivo", el taxista que aseguró que trasladó al hermano de Miguel Carcaño desde el bar hasta León XIII sobre las 00:30. Respecto a la inclusión de este testigo y sus declaraciones, José Manuel Carrión las ha puesto en duda. Ha manifestado que el Ayuntamiento de Sevilla no ha acreditado que aquel día este taxista estuviera de servicio y ha recordado que la situación de los aparcamientos en la calle era distinta a la descrita por el testigo.

José Antonio Salazar ha insistido en que nada hay en la causa para condenar a su cliente por encubrimiento. Y ha aprovechado para criticar a la policía por el fracaso de su investigación. "Ella siempre ha dicho lo mismo, que estuvo estudiando en ese piso desde poco después de las 00:00 hasta las 2:00 y luego se acostó", ha contado. "Datos objetivos de su culpabilidad no existen y a no ser que sufra una patología nadie se busca una ruina. ¿Qué la va a llevar a autoinmolarse?", ha dicho Salazar.

Eva Casanueva ha pedido justicia "por la memoria de Marta"

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?