Últimas noticias Hemeroteca

Archivada la querella de Ignacio González contra Menéndez por llamarle "corrupto"

El presidente de la Comunidad de Madrid se querelló contra la senadora socialista por llamarle "corrupto" y relacionarle directamente con la trama 'Gürtel' durante un pleno de la Asamblea de Madrid en mayo

El Tribunal Supremo ha archivado la querella que el Presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, contra una diputada del PSM-PSOE por llamarle "corrupto" y relacionarle con la trama 'Gürtel' durante un pleno de la Asamblea de Madrid el pasado mes de mayo. La Sala de lo Penal rechaza los argumentos de González y señala que estas declaraciones de Carmen Menéndez en la Asamblea se enmarcan dentro del contexto del debate parlamentario.

El Tribunal Supremo ha decidido guardar en el cajón la querella que el Presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, interpuso contra Maru Menéndez, senadora y portavoz del PSM en la Asamblea de Madrid, por llamarle "corrupto" y relacionarle con la trama 'Gürtel' durante una sesión plenaria de la Asamblea de Madrid en el mes de mayo. El Tribunal Supremo cree que estas declaraciones se enmarcan dentro de la libertad de expresión del debate parlamentario, y no considera procedente iniciar actuaciones judiciales contra la portavoz de los socialistas madrileños en la Asamblea.

Las declaraciones de Menéndez se produjeron durante un pleno asambleario de la capital, y la senadora del Partido Socialista dijo textualmente y según recoge la sentencia que "... y mientras tanto, ustedes, con su presidente corrupto, vinculado a la trama Gürtel y responsable del exconsejero el señor López Viejo, responsable de los contratos de la trama Gürtel". Después de ser requerida para retirar sus palabras, Menéndez volvió a tomar la palabra dirigiéndose al Consejero de Sanidad y afirmando que: "Tengo toda la tranquilidad, toda la honestidad y ningún informe de la UDEF en el que se me vincule a ninguna contratación corrupta, como usted sí tiene, siendo usted Consjeero de la Comunidad de Madrid".

En su querella, Ignacio González calificaba los hechos como un delito de calumnias o, subsidiariamente, de un delito de injurias, negando que pudieran ampararse en la inviolabilidad parlamentaria o en el ejercicio de la libertad de expresión. Todo lo contrario a lo que dicen ahora los jueces de la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo, que archivan esta querella y recalca que es importante tener en cuenta el contexto en que se produjeron las declaraciones de Menéndez, es decir, durante un Pleno de la Asamblea de Madrid.

Indica el Tribunal Supremo que la propia Asamblea de Madrid tiene un reglamento que ya regula este tipo de situaciones, y que no procede iniciar un proceso judicial que podría interferir en el trabajo de los políticos: "sin que resulte precedente una interferencia jurisdiccional con un efecto perturbador en el ejercicio de la inviolabilidad parlamentaria por los diputados autonómicos y en la actuación de las facultades de control en los términos que la norma reglamentaria lo define".

El Supremo añade que: "Nuestro sistema otorga a Diputados y Senadores prerrogativas de rango constitucional que preservan su trascendente función parlamentaria frente a acusaciones que puedan entorpecer el ejercicio de tareas legislativas"

Maru Menéndez e Ignacio González cruzan acusaciones de corrupción

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?