Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 16 de Febrero de 2020

Otras localidades

Valladolid se encamina al escenario de hace treinta años con el fin del bipartidismo

  • Únicamente en 1986, con la irrupción del CDS, se rompió el reparto entre dos partidos políticos.
  • 433.665 electores decidirán la distribución de los cinco escaños

Los cinco escaños que tradicionalmente se han repartido, casi de forma automática por la aplicación de la Ley D'Hont, el Partido Popular y el PSOE, tiene las horas contadas, según todos los pronósticos. La irrupción de los partidos emergentes (Podemos y Ciudadanos) resulta clave al distribuir los diputados en una circunscripción como Valladolid, donde sólo en una ocasión (1986) el reparto ha sido distinto. Hace ya casi treinta años, el nuevo partido creado por Adolfo Suárez (Centro Democrático y Social) consiguió un diputado al obtener un 17% de los votos.

En las siguientes elecciones generales, 1989, el PP tuvo la oportunidad de dar el vuelco al imponerse con el 38% al 36% del PSOE. Desde entonces los populares han conservado los tres diputados y los socialistas los dos, a pesar de que en algunos procesos hubo diferencias de 18 puntos porcentuales ( En marzo de 2000 José María Aznar ganó por mayoría absoluta con el 53% de votos en Valladolid frente al 35% de los socialistas).  

"No es malo que se rompa el bipartidismo", declara en la Cadena SER Juan Colino Salamanca, el primer diputado socialista que fue elegido   en 1977 junto a Gregorio Peces Barba. Su experiencia en el Parlamento desde las Elecciones Constituyentes hasta 1986 le permiten ver las ventajas del nuevo escenario que se abrirá el domingo: "Es bueno pactar". 

En las dos primeras citas al Parlamento el primer partido fue UCD al lograr un 42% (3 diputados) frente al 31% del PSOE. Alianza Popular, fundado por Manuel Fraga como antesala al PP, se quedó con el 8%. Sin embargo, el gran batacazo fue para el Partido Comunista. A pesar de ser el referente en la lucha contra la Dictadura Franquista, la formación de Santiago Carrillo sólo obtuvo  15.000 votos en Valladolid (6,4 por ciento). Los vestigios del Régimen quedaron evidenciados en dos partidos: Alianza Nacional 18 de Julio, con 5.000 votos, y Falange Española de las JONS Auténtica, con 2.800. 

Tras las elecciones de 1979, con resultados similares, comenzó la desintegración de Unión de Centro Democrático, cuya puntilla se produjo de la mano de Felipe González. En aquellas elecciones de 1982 el Partido Socialista se alzó con un resultado histórico, también en Valladolid: el "partido del cambio" fue apoyado por 144.000 vallisoletanos (51,3%); AP se convirtió en la segunda fuerza política con 88.000 votos (31%) y los centristas pasaron de los 104.000 sufragios de las primeras elecciones a 20.700. 

La participación, que siempre ha sido alta  en elecciones legislativas, será clave para esclarecer el futuro mapa político, con expectativas superiores al ochenta por ciento. En la cita de 1982  se alcanzó el 84% y en los comicios de 2004, tras los atentados de Madrid del 11-M, acudieron a las urnas el 81%, y la movilización de la izquierda permitió la victoria de José Luís Rodríguez Zapatero.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?