Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 22 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Casi imposible

Misión casi imposible. Es en la que se ha embarcado el secretario general de los socialistas, Pedro Sánchez: convertirse en presidente del Gobierno con el apoyo de dos nuevos partidos, Podemos y Ciudadanos.

“Es difícil, casi imposible”, se lamentaba Sánchez tras su encuentro con Pablo Iglesias, líder de Podemos. Aún así, afirmaba estar más cerca que hace 100 días de pasar la investidura y formar Gobierno.

Queda poco más de un mes para alcanzar ese objetivo. Si no lo consigue, habrá nuevas elecciones. Porque es difícil que Mariano Rajoy reuna los apoyos suficientes para seguir en la Moncloa.

Algunos observadores señalan que la reunión de dos horas entre Iglesias y Sánchez no ha servido para nada. Que no hay ningún progreso reseñable. Se equivocan. ¿Acaso no es un progreso que los dos dirigentes de los dos principales partidos de la izquierda española se traten con respeto, que conversen y afirmen que seguirán haciéndolo en un intento de dotar a este país de un Gobierno de izquierdas? Recuerden la agresividad de Iglesias hacia Sánchez mostrada en el frustrado debate de investidura.

¿No es un progreso la renuncia de Iglesias a ser vicepresidente de ese futuro Gobierno de coalición, si eso es lo que quieren algunos dirigentes socialistas, que ven con recelo al líder de Podemos? Indudablemente, ha habido un progreso en la negociación. Insuficiente, sí, por ahora, pero lo hay.

Iglesias y Sánchez deberían recordar que se apoyan mutuamente en cinco comunidades autónomas: Castilla-La Mancha, Valencia, Aragón, Extremadura, Asturias y en varias capitales como Madrid o Cádiz. Si García Page, Ximo Puig, Javier Lambán, Fernández Vara o Javier Fernández pactaron con Podemos, ¿por qué no puede hacerlo Sánchez?

Por encima de las diferencias, hay coincidencias: en la regeneración política, en la lucha contra la corrupción, en las políticas sociales, en combatir la creciente desigualdad, en recuperar los derechos laborales… Temas en los que también coincide Ciudadanos.

Y hay otra coincidencia fundamental: impedir que el PP de Mariano Rajoy siga gobernando otros cuatro años. Cuatro años que hundirían aún más a los más desfavorecidos.

Es una tarea difícil, cierto. Pero no debería ser imposible.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?