Lunes, 21 de Junio de 2021

Otras localidades

PEPE ISBERT

Los orígenes motillanos de Pepe Isbert y su actuación en Cuenca en plena guerra civil

La madre de Pepe Isbert era de Motilla del Palancar. El gran actor, protagonista de algunas joyas del cine español como ‘Bienvenido Mr. Marshall’ o ‘El verdugo’, actúo en Cuenca durante cinco meses seguidos en el año 1938

Pepe Isbert.

Pepe Isbert. / Cadena SER

Esta semana, en Páginas de mi Desván, José Vicente Ávila nos trae un dato muy poco conocido: el origen motillano de Pepe Isbert. Sabíamos que María Isbert había estado residiendo los últimos años de su vida en una residencia de El Provencio, y que tanto ella como Pepe Isbert y su esposa Elvira Soriano descansan para siempre en Tarazona de la Mancha, la localidad albaceteña considerada como el origen de la familia Isbert Soriano. Lo hemos contado en Hoy por Hoy Cuenca en un tiempo de radio en el que también nos hemos referido a otro cómico conquense como José Espejo, que triunfó en los teatros en el siglo XVIII, y al torero Enrique Ponce, también con origen en Motilla de donde era su abuelo Leandro.

'Páginas de mi desván' en Hoy por Hoy Cuenca. / Paco Auñón

La madre de Pepe Isbert era de Motilla

Si madre no hay más que una, la del siempre recordado José Isbert nació en Motilla del Palancar, según explicaba el propio actor en una entrevista al periódico Ofensiva en noviembre de 1956. Aunque es archiconocido el nombre de Pepe Isbert, tanto a nivel familiar como artístico, su verdadero nombre de pila formaba un cuarteto: José Enrique Benito y Emeterio Ysbert Alvarruiz, nacido en Madrid el 3 de marzo de 1886. Su madre motillana se llamaba María Vicenta Alvarruiz Alcahud, quien ya en edad de merecer se trasladó a Tarazona de la Mancha, donde se casó con Vicente Ysbert y Cuyas.

Pepe Isbert (en el centro) en la famosa escena del balcón de la película 'Bienvenido Mr. Marshall' dirigida por Luis García Berlanga. / Cadena SER

En la referida entrevista a Pepe Isbert, publicada en el periódico conquense, el periodista Miguel Torres Gil del Real, que luego fue director adjunto de ABC y director de Relaciones Exteriores de TVE, destaca que el reconocido actor era consejero de honor de la Casa de la Mancha en Madrid, y tras hablar de sus películas entonces en boga, “Bienvenido Mr. Marshall”, “Historias de la radio” o “Calabuch”, entre otras, destacando que llevaba 53 años como actor de cine y teatro, aunque aún no había rodado “El Verdugo”, escribe: Cambiamos de conversación para hablar de Cuenca. José Isbert siente una viva emoción al tratar de este tema. Su madre era conquense, de Motilla del Palancar y vivió muchos años en Tarazona. A lo que Pepe Isbert respondia: “En Cuenca tengo muchas amistades, entre ellas la de D. Inocencio, el señor obispo, con quien me carteo frecuentemente, y que actuó de padrino cuando le hice una lápida a mi madre en el pueblo”. Viene a decir Isbert que en el entierro de su madre asistió el obispo de Cuenca, de quien desvelaba su amistad.

Además, Pepe Isbert conocía muy bien Cuenca, pues Miguel Torres le preguntó sobre qué opinión le merecía como ciudad y José Isbert contestó que era “una de las más fantásticas ciudades de España, con unas afueras emocionantes”, frase muy ocurrente en labios de Pepe Isbert.

19 semanas en Cuenca

Lo que cuenta José Isbert no aparece en las reseñas de su biografía, que le sitúan durante la guerra civil en el Madrid sitiado, e incluso escribe Federico García Serrano sobre “José Isbert y los actores de su época: la Escuela de la vida”, que el inicio de la guerra le sorprendió en Barcelona, llegando con no pocas dificultades a Tarazona de la Mancha, con alguna ida y venida a Madrid y recorriendo durante ese tiempo ciudades como Ciudad Real, Almería, Linares, Andújar, Valencia…”

Desde mediados de los años veinte, el genial artista había creado la compañía de comedias cómicas José Isbert, que venía actuando por toda España con los medios de transporte que entonces había. Por ejemplo, en 1931 actuó en el Teatro Alcázar de Tarancón. “¿Qué si he actuado en Cuenca?, pregunta usted”, le dice a Miguel Torres. “Mire, durante la guerra fui a Cuenca por cinco días y estuve diecinueve semanas. Tuvieron que prohibir a la gente adquirir localidades, pues fue terrible la expectación”.

Entrevista con Pepe Isbert en el periódico Ofensiva en 1956. / Centro de Estudios de Castilla-La Mancha

Hemos investigado este dato en este caso gracias al Centro de Estudios de Castilla-La Mancha. Así, en el semanario “República”, que se publicaba los miércoles, y en su edición del 7 de septiembre de 1938, aparece el siguiente titular: “La Compañía de Teatro “Isbert” y los niños de las Escuelas”. La información dice: “El eminente artista Pepe Isbert, que tantos éxitos viene obteniendo en Cuenca y los miembros de su compañía, han tenido la gentileza de ofrecerse al director provincial de Primera Enseñanza para dar, completamente libre de gastos, una función para los niños de las Guarderías Infantiles y de las Escuelas Nacionales. Dicha función, en la que se pondrá en escena la divertidísima comedia “Lluvia de hijos”, tendrá lugar el próximo domingo a las once de la mañana y los maestros ya recibirán las instrucciones necesarias para el mejor orden del espectáculo”.

No cabe duda que avala esa presencia en Cuenca de la compañía de Pepe Isbert, lo que viene a indicar que posiblemente esas 19 semanas fuesen posiblemente entre agosto y diciembre, más o menos, de ese año 1938.

La nota añade que “la Dirección Provincial de Primera Enseñanza aprovecha esta ocasión para testimoniar públicamente su gratitud hacia la Compañía “Isbert”, por su altruismo, y a la empresa del Teatro “Cervantes”, que, así como las de los cines “Madrid” (que era el cine España), “Ideal” y Comisariado del Batallón de Retaguardia están siempre dispuestos a ceder gratuitamente locales y sufragar los gastos ocasionados cuando se trata de obsequiar a los niños de las Escuelas y Guarderías”. Y aún existe otro dato posterior publicado en el mismo semanario semanas más tarde.

En otra publicación de República de octubre de 1938, y bajo el título de “Campaña de invierno” se puede leer: “El 2 de octubre se celebró un acto de confraternidad con los combatientes, de cara a la campaña de invierno, con el teatro Cervantes lleno, y llevando el sonido con altavoces a los salones adyacentes al salón de proyecciones cinematográficas y representaciones teatrales. En el acto intervinieron diversos responsables políticos, solicitando ayuda para los soldados que luchaban en la zona de Levante, y entre los oradores, presentados por el recién llegado gobernador civil Jesús Monzón Reparaz, también hizo uso de la palabra Pepe Isbert, quien en nombre de la compañía artística que representaba se ofrecía incondicionalmente en pro de la campaña”.

Es muy importante dar a conocer estos datos, insisto, pues en las biografías y estudios realizados sobre la figura de Pepe Isbert no aparece ningún dato sobre estas 19 semanas o casi cinco meses que el ya popular actor, tan recordado, permaneció en Cuenca, actuando en el Teatro Cervantes, y ofreciendo su ayuda y la de su compañía para los niños y los combatientes.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?