Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 28 de Mayo de 2020

Otras localidades

UEFA Europa League

Diez años de una derrota heroica

Se cumple una década del encuentro de UEFA Europa League entre el Getafe y el Bayern en el Coliseum

Kahn (i), Ribery (con la camiseta del Getafe) y Luca Toni (d) celebran sobre el cesped del Coliseum el pase del F.C. Bayern a semifinales.

Kahn (i), Ribery (con la camiseta del Getafe) y Luca Toni (d) celebran sobre el cesped del Coliseum el pase del F.C. Bayern a semifinales. / PIERRE-PHILIPPE MARCOUAFPGetty Images

10 de abril de 2008. Minuto 115 de partido. El Getafe C.F. gana 3-1 en la prórroga al todopoderoso F.C. Bayern de Kahn, Lucio, Lahm, Ribery, Schweinsteiger, Klose… y Luca Toni. El italiano anotaría dos goles en los últimos cinco minutos para que los azulones sufrieran una de las derrotas más crueles de la competición pero entraran en el corazón de todos los españoles por su esfuerzo. Era el Getafe de Michael Laudrup con ‘Pato’ Abbondanzieri, Contra, De la Red, Casquero, Uche…

Los jugadores del Getafe y el Coliseum entero celebran el 3-1 de Braulio en la prórroga / PIERRE-PHILIPPE MARCOUAFPGetty Images

La eliminatoria fue épica, en el más deportivo sentido de la palabra; venía favorable para los azulones, que habían sacado un meritorio empate a uno en el Allianz pero en el 5’, De la Red era expulsado con roja directa. Los locales no se achicaron y el golazo de Contra al filo del descanso les ponía en franca ventaja. Pero el primer golpe del destino llegó en el 89’ con el tanto de Ribery que llevaba el duelo a la prórroga.

El Getafe, lejos de rendirse, se rehace y en tres minutos de tiempo extra parece dejar sentenciada la eliminatoria con goles de Casquero y Braulio.

'Pato' se lamenta tras el 3-3 que eliminaba al Getafe. / PIERRE-PHILIPPE MARCOU/AFP/Getty Images

Entonces, la diosa Fortuna desvió su mirada durante un momento y el ‘Pato’ dejó escapar un balón sencillo para que Toni pusiera el 3-2 dando esperanzas en los últimos cinco minutos. Con los bávaros acosando la puerta azulona (y Kahn subiendo a rematar), en el 120’, el gigantón de Módena anotaba de cabeza el empate que dejaba fuera a los azulones.

La alegría teutona contrastaba con las lágrimas del Getafe, que había rozado las semifinales de la UEFA, eliminando a uno de los grandes de Europa.

Para poner en valor lo que “casi” lograron los de Laudrup basta con decir que Lahm, Klose, Schweinsteiger, Podolski y un jovencísimo Kross (que no llegó a jugar) son ahora vigentes campeones del Mundo y que Luca Toni lo era entonces con Italia. Enfrente, un equipo hecho a base de descartes que le demostró al mundo del fútbol que todo es posible. O casi todo.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?