Sábado, 21 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Bill Viola: quién es y qué tiene que ver con la Semana Santa de Cuenca

¿Quién es ese artista americano que se anuncia como protagonista de la exposición ‘Vía Mística’? ¿Cuál es su relación con la Semana Santa? ¿Qué veremos en Cuenca en los distintos espacios expositivos?

Bill Viola en la presentación de la exposición [en diálogo] en 2014, en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid. /

El pasado 12 de julio se anunciaba en Cuenca que el artista norteamericano Bill Viola será el protagonista de la exposición sobre Semana Santa que venía anunciando el Gobierno de Castilla-La Mancha desde hacía meses. Se baraja el nombre de Vía Mística para una muestra que se inaugurará en octubre con 14 obras de Viola y que estará instalada en varios espacios de la ciudad como las iglesias de San Miguel y San Andrés, la Escuela de Arte ‘José María Cruz Novillo’ y el Museo de Arte Abstracto Español.

En Hoy por Hoy Cuenca hemos querido conocer algo más de este artista y se lo hemos preguntado a Lucía Aguirre, comisaria de exposiciones del Museo Guggenheim de Bilbao donde se pudo ver la obra de Bill Viola en la muestra Retrospectiva que estuvo abierta entre junio y noviembre de 2017.

Entrevista con Lucía Aguirre en Hoy por Hoy Cuenca. / Paco Auñón

Bill Viola nació en Nueva York en 1951. Estudio en la Universidad de Siracusa donde tuvo su primer contacto con la grabación y edición en vídeo. Esto ocurría en la década de los 70, un momento en el que el desarrollo de las nuevas tecnologías permitió a un inquieto Viola avanzar en el videoarte.

Bill Viola en el Guggenheim Bilbao. / Cadena SER

Pronto se dejó influenciar por el misticismo espiritual, tanto el oriental como el occidental, desde el budismo a San Juan de la Cruz, algo que ha marcado su obra a lo largo de su ya dilatada trayectoria.

Sus obras engloban videoinstalaciones y performances en las que se combinan imágenes con espacios sonoros y musicales. La temática de su arte ha girado siempre en torno a temas tan trascendentales para el ser humano como la vida, la muerte o la consciencia. En su trayectoria artística también ha tenido mucho que ver su mujer, Kira Perov, con la que trabaja codo a codo.

Viola y la Semana Santa

“La vida y la muerte, la trasformación a través del agua, la purificación, el paso hacia el más allá, están muy presentes en la obra de Bill Viola”, explica Lucía Aguirre. “Ya en 1995 expuso en la Bienal de Venecia la obra La Visitación de la Virgen María. Hay muchas obras basadas en temas religiosos como La Habitación de Catalina que nos habla una mujer, en la contemporaneidad, que vive entre cuatro paredes como en su día vivió Santa Catalina de Siena. Para la iglesia de St. Paul de Londres hizo Los Mártires y recientemente ha presentado La Virgen María a través de diferentes razas y edades, una Virgen María universal. La exposición tendrá en Cuenca un componente muy especial porque los espacios son muy importantes, la dimensión de las pantallas, el tipo de proyección, la luz el sonido, cómo se modula, todo es parte del arte de Bill Viola. Cada espacio es diferente y cada uno se trata de una manera diferente. Creo que van a crear un espacio en el que la gente, cuando entre, va a absorber los edificios en los que están, pero a la vez se van a dejar transportar por este arte que está muy relacionado con los temas fundamentales para los seres humanos que son los que tratan las diferentes religiones”.

Obra 'Martyrs (Earth, Air, Fire, Water)' de Bill Viola. / Youtube

Pionero y único

Ser pionero y único en sus creaciones, romper con lo establecido, crear algo nuevo, nunca visto, e influir en las generaciones posteriores son cualidades que definen a un autor que a lo largo de su trayectoria va a trascender y le van a convertir en un artista. Este es el caso de Bill Viola. “Fue un pionero en la manera en la que utilizó el vídeo y las nuevas tecnologías”, apunta Lucía Aguirre. “En cierta manera fue un visionario. Contaba en una entrevista que, siendo joven, le habían regalado un montón de cintas de casete que sobraban y empezó a registrar todo lo que pasaba a su alrededor. Y tenía horas y horas. Hasta que se preguntó qué hacía grabando eso porque luego se iba a tirar el mismo tiempo en poder escucharlo. Bill Viola hablaba ya entonces de los medios, de la información, de cómo estamos absorbiendo todo lo que sucede a nuestro alrededor, pero luego no tenemos capacidad de digerirlo y tenemos que decidir muy bien que es lo que registramos y cómo lo registramos. Y esto lo decía cuando aún no existía internet”.

“Además, hay un componente filosófico en su obra muy importante”, continúa Aguirre. “Tiene una gran sensibilidad hacia la historia del Arte que se ve reflejada en su obra. Se ve claramente su influencia del arte clásico, pero también vemos la contemporaneidad de los personajes del tiempo en que vivimos. Bill Viola tiene un lenguaje muy particular que le hace una figura única”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?