Sábado, 21 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Historia de un muro y un grafiti

El Ayuntamiento autorizó a la comparsa de Juan Carlos Aragón la pintada sobre una pared del siglo XVII

Pintada sobre en el muro de la calle Rosalía de Cádiz de la comparsa de Aragón /

La comparsa de Juan Carlos Aragón se llamará en 2019 La Gaditaníssima. Es algo que ya se sabe cualquier aficionado al Carnaval de Cádiz. La forma de anunciarlo, con una foto de todo el grupo frente a un grafiti en un muro del casco antiguo, con vídeo de "making of" incluido, ha llamado también la atención. Y ha asombrado a algunos expertos en patrimonio que han puesto el grito en el cielo sobre la afección a una pared con casi 400 años. Lo cierto es que, según ha podido saber la SER, todo se ha hecho de acuerdo con la normativa. La comparsa contaba con el permiso municipal, único competente en la materia porque ese muro no tiene protección alguna.

El Plan General de Ordenación Urbana, revisado en 2012, no da ninguna protección a esta pared del siglo XVII que sirvió para tapiar un cementerio, según varios historiadores. La pared ha resistido todo este tiempo, pero los técnicos municipales consideran que no tiene valor patrimonial. "No todo lo antiguo es valioso", resumen fuentes municipales para justificar la falta de una protección sobre el muro, situado en la calle Santa Rosalía, junto al pabellón deportivo del Casco Histórico.

La Universidad de Cádiz (UCA) solicitó el 21 de julio de 2017 derribar una parte de esta pared para poder introducir los camiones para la obra del colegio mayor. Se reunió para ello la comisión de patrimonio municipal y dio el permiso para ese derribo. La comisión sí conminó a la Universidad de Cádiz a reconstruir el muro y pintarlo de blanco (con mortero a base de cal) cuando terminara la obra.

Ha sido recientemente cuando la comparsa solicitó al Ayuntamiento poder realizar el grafiti con la imagen del nuevo nombre y el permiso fue concedido. Lo fue porque el muro carece de protección, porque la pintada es provisional y porque la Universidad de Cádiz se ha comprometido a pintar el muro de blanco antes de la reapertura del colegio mayor, es decir, antes de que termine el verano. Con todo, el permiso a la comparsa establece que si la UCA no cumpliera con ese pintado en blanco, serían sus responsables los encargados del repintado en blanco de la pared.

Fuentes de la Junta de Andalucía han confirmado también a la SER que el muro pintado carece de protección patrimonial, con lo que cualquier asunto relacionado con esta pared es una medida exclusivamente municipal.

Temas relacionados

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?