Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 29 de Marzo de 2020

Otras localidades

Viviendas alquiler

Del "boom" de los pisos turísticos al de las habitaciones de estudiantes

La media de una habitación en Madrid es de 401 euros al mes, un precio que ha aumentado un 28% en los últimos cuatro años.

Del "boom" de los pisos turísticos al de las habitaciones de estudiantes

CADENASER

Del negocio del alquiler de los apartamentos turísticos al de las habitaciones para estudiantes. Pisos en el centro de Madrid o próximos a los campus universitarios alquilados, ya no por particulares, sino por empresas que los reforman y ofrecen por habitaciones o residencias improvisadas para estudiantes. Su público objetivo: universitarios que vienen a estudiar a Madrid desde otros puntos de España, pero también estudiantes de Erasmus.

El tablón de anuncios se ha "reconvertido" en Webs que muestran fotografías de "anuncio". Portales especializados que ofrecen imágenes muy cuidadas por la forma y por lo que muestran; habitaciones y zonas comunes en muchos casos más propias por la estética que muestran de un hotel, que de habitaciones para estudiantes. Nuevas formas de alquiler por habitaciones, cada vez más consultadas por estudiantes que buscan, aunque no siempre encuentran, un alquiler de un sitio "decente" a un precio "razonable". Algo que en los últimos años se ha convertido en una aventura imposible en Madrid.

Madrid es la Comunidad con el precio medio de alquiler más alto del país, alcanzando los 1.395 €, según el último informe elaborado por Uniplaces y la capital, donde los precios han subido un 28% en los últimos cuatro años, es la segunda después de Barcelona alcanzando máximos históricos. 

Una situación hostil para los miles de estudiantes que vienen a la región para estudiar en la universidad o para hacer prácticas. Según un informe de Uniplaces -que ofrece habitaciones en alquiler para estudiantes- el precio por habitación en un piso compartido ha crecido en Madrid un 7% con respecto al año pasado, y hoy la media se sitúa en 401 euros.

El aumento de la demanda se ha disparado también por la presencia de estudiantes extranjeros. El año pasado pasaron por la región más de 43.000, y la media de la estancia es de cinco meses y medio. Ellos se han convertido en los inquilinos favoritos de los caseros, que han aprovechado para inflar los precios porque estos están dispuestos a pagar más por el alquiler.

"Es más difícil encontrar una habitación que un trabajo"

Marta acaba de llegar a Madrid para realizar prácticas en un Ministerio. Y ha estado casi dos meses buscando una habitación. Una travesía que para muchos estudiantes se convierte en una odisea con épica incluida, como ella relata. "He encontrado sótanos que te alquilan por quinientos y seiscientos euros con una cama de noventa; una ducha y una cocina en el mismo espacio", explica. "O vivir en un piso con siete personas sin ninguna ventana al exterior".

Álvaro, que lleva cinco años estudiando en Madrid, cuenta que una de las habitaciones que ha encontrado durante estos años se trataba de "una puerta que daba a un espacio de pocos metros cuya ventana daba al mismo pasillo interior del piso. Y la ofrecían por trescientos euros al mes", exclama.

Francesca, que también está buscando habitación, y que critica que cada vez pidan más meses de fianza que hace, a su juicio, inasumible comenzar un alquiler, confiesa que "he llegado a ver habitaciones donde solo te cabe una cama y una mesita de noche y donde ni siquiera se puede abrir completamente la puerta. Todo por cuatrocientos euros al mes más gastos y dos meses de fianza". Marta asegura, y todos asienten, que "son abusivos los precios que pagamos los estudiantes. Creo que es más difícil encontrar una habitación en Madrid con condiciones para la habitabilidad que un trabajo".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?