Últimas noticias Hemeroteca

Los bomberos dan por extinguido el incendio de Llutxent

Las lluvias de estos últimos días han ayudado a terminar con las últimas labores de extinción del incendio

Vista de las montañas que rodean la carretera CV-675, que une las localidades valencianas de Gandía y Barx, devastadas por el incendio forestal de Llutxent. El fuego se encuentra hoy estabilizado aunque aún no ha sido declarado como controlado / ()

Los bomberos han dado por extinguido este domingo a las 20:00h. el incendio que ha calcinado 3.270 hectáreas en siete municipios de las comarcas de La Vall d'Albaida y La Safor, en la provincia de Valencia.

Desde el viernes por la tarde el incendio de Llutxent estaba controlado, aunque el trabajo de los servicios de extinción continuaba. Este fin de semana en la zona seguían al pie del cañón varias unidades del Consorcio de bomberos con la ayuda de tres vehículos y una autobomba, además de dos unidades de los bomberos forestales de la Generalitat y 4 brigadas de Divalterra. La lluvia de las últimas horas han ayudado a apagar el fuego, aunque veremos si acaba siendo un problema para la regeneración del terreno.

Porque este fin de semana, en la estación meteorológica que tiene AEMET en Barx, en la zona del incendio, se han acumulado más de 100 litros por metro cuadrado. Para que se hagan una idea esto es más que todo lo que se había acumulado en los 5 meses anteriores. Preocupa el efecto que estas lluvias pueda tener la pérdida de suelo forestal y el arrastre de las cenizas. Esto en la zona este del incendio, en la oeste, en los municipios de Llutxento o Pinet, en cambio, las lluvias han sido muy escasas. El pluviómetro de Pinet, de la Confederación Hidrográfica del Júcar, no han alcanzado ni siquiera 10 litros por metro cuadrado.

También han caído muchos rayos en las últimas horas en toda la Comunitat. Para el sábado por la tarde también se esperan tormentas. Y preocupan los rayos que, como en el caso de Llutxent, fueron la causa de entre un 15 y un 39 % de los incendios forestales ocurridos en la Comunitat Valenciana durante los años 2007 a 2017, una década durante la cual se originaron más de 800 fuegos a partir de ese fenómeno meteorológico.

Con el objetivo de avanzar en la mejora del sistema de detección de los impactos por rayos en terrenos forestales, la conselleria colabora con la Agencia Estatal de Meteorología. Se está estudiando cuáles son los lugares más idóneos para completar la red de detección ya existente. En la actualidad, hay instalados en los observatorios forestales del Remedio en Chelva, en Valencia, y de Santa Bárbara en Pina de Montalgrao, en Castellón, dos equipos de detección de tormentas que permiten determinar en qué momento se están formando. En breve se van a ubicar dos estaciones más en pruebas en los observatorios forestales de Moluengo, en Villargordo del Cabriel, y Sierra Martés en Yátova, de forma que se pueda realizar triangulaciones para mejorar la localización de posibles impactos de rayos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?