Últimas noticias Hemeroteca

Elecciones en la UCA

Elecciones en la UCA

 Junto con las consabidas elecciones generales y municipales, en el mes de mayo se ha incrustado un nuevo proceso electoral, muy relevante para nuestra provincia. Me estoy refiriendo a las elecciones a Rector de la Universidad de Cádiz.

 No se trata solo de hablar de mi segunda casa, es poner de relieve que la UCA es la institución de referencia provincial, la que mejor vertebra esta provincia y el mayor depósito de talento y conocimiento que tenemos en nuestro entorno. Eso por no hablar de que es creador de empleo directo e indirecto, dinamizador de políticas sociales y recuperador de espacios olvidados. Por ello, las elecciones al Rector resultan tan importantes.

 Es una buena noticia que el cargo de Rector no pueda prolongarse por más de 8 años. No porque Eduardo González Mazo lo haya hecho mal sino porque en este tipo de instituciones, en cualquier institución, el aire fresco es esencial. Sobre el balance del actual Rector, convendría decir que ha triunfado en lo estético y que tiene fallas en lo interno.

 El desarrollo de una política de comunicación excelente, comandada por el siempre eficaz Paco Perujo, ha puesto a la UCA en el candelero a nivel provincial y estatal. Sin duda, el logro del CEIMar y la apertura de la ESI son sus grandes aportaciones. A ello hay que sumar, en lo que se refiere a la ciudad de Cádiz, la recuperación del Hospital Real y el Colegio Mayor y los proyectos para el Olivillo y Valcarcel.

En un momento en el que ni Junta ni Estado han sido capaces de salvar estos edificios, la UCA se ha convertido en el mejor aliado de la ciudad. El trueque de espacios con el Ayuntamiento para recuperar el edificio de Ancha para la ciudad parece otra buena noticia.

En su debe, la falta de estabilización de gran parte del profesorado y la intensificación de la precarización de los escalafones inferiores de la docencia. Sin embargo, el actual Rector logró salir airoso de la crisis de las tarjetas black, ahora prácticamente olvidada.

 Para sucederlo se plantean tres opciones. Dos ex Vicerrectores, Pendón y Casimiro y un outsider pero con gran experiencia política, Paco Piniella. Probablemente, ese sería el orden desde el máximo continuismo a la renovación más intensa. Pendón representa la continuidad, Casimiro un cambio moderado y Piniella el cambio más profundo.

 Ahora queda esperar hasta el 9 de mayo para que la comunidad universitaria se pronuncie. Ojalá la campaña no se contagie del estilo y las formas de las campañas políticas sino que se desarrolle como lo que debe ser la campaña entre colegas universitarios por dirigir una institución pública. Y que cuando llegue el momento, la comunidad universitaria elija al candidato que mejor contribuya a la potenciación de la UCA, la mejora de su personal y el apoyo al desarrollo de esta provincia, que falta nos hace.

 

 

 

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?