Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 20 de Enero de 2020

Otras localidades

Locales de Russafa en la cuerda floja por los recortes en las terrazas

El conflicto por la implantación de la nueva normativa del Ayuntamiento ha propiciado la creación de una nueva asociación de hosteleros en el barrio para establecer un marco de convivencia

Miembros de la Asociación por una hostelería responsable /

El conflicto por el recorte en las terrazas de los locales de restauración de Russafa, que está llevando a cabo el Ayuntamiento, ha sido el detonante para la creación de una nueva organización. La Asociación por una Hostelería Responsable exige que se revise esta campaña del consistorio porque afecta a empresas muy frágiles, que se han dimensionado en función de las licencias que el propio Ayuntamiento ha dado y que ahora está recortando, según ellos, sin información, con una implantación caótica, aleatoria y sin un criterio establecido.

Explican que esta reducción ya ha tenido repercusión en una veintena de locales que se encuentran ahora mismo en la cuerda floja. Uno ya ha tenido que cerrar, porque ha visto mermada su terraza de siete a dos mesas y no ha podido hacer frente a ello económicamente.

Aseguran que algunos colectivos vecinales se están encargando de generar una mala imagen del barrio, demonizando las terrazas, sobre todo a través de las redes sociales. Insisten en que Russafa no es Magaluf, que tiene una gran actividad cultural y además, el Plan de Protección impide que se descontrole. Juancho Plaza, es uno de los miembros de esta nueva asociación.

Dicen que ahora el problema es este, pero más tarde puede ser otro porque no solo afecta a quienes tienen terrazas y por eso quieren redactar un código ético por las buenas prácticas del sector.

Desde el consistorio no se les ha convocado a ninguna reunión pese a ser los máximos afectados, por ello pedirán la próxima semana un encuentro con el edil de Espacio Público, Carlos Galiana y la concejal de Turismo, Sandra Gómez, para intentar reconducir el problema y minimizar el impacto que estas medidas tienen para los hosteleros, así como para plantear la posibilidad de desarrollar un plan de medidas para mejorar el funcionamiento de las terrazas.

Sobre los problemas de movilidad que pueden generar estos espacios, aseguran que la ordenanza de Dominio Público impone distancias mínimas para el paso de los peatones y personas con movilidad reducida. Cada local tiene la responsabilidad de acatarlas y, si no lo hacen, son sancionados. Además, afirman que están en contacto con asociaciones similares de otros barrios como Ciutat Vella y no cierran la puerta a crear una agrupación en un futuro.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?