Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 22 de Septiembre de 2019

Otras localidades

El calvario de una familia fuenlabreña desahuciada tras un préstamo del usurero Antonio Arroyo

El matrimonio, con su hija de 14 años, ha sido desalojado hoy de su casa

Francisco García ha sido desahuciado hoy tras un largo proceso que comenzó con un préstamo de Antonio Arroyo. /

La suerte y la vida de la familia de Francisco García Alba cambió en 2011 cuando decidió pedir un préstamo para su negocio, una fábrica de muebles en el polígono de Moraleja de Enmedio. Entonces alguien le aconsejó no acudir al banco, sino a un prestamista llamado Antonio Arroyo, considerado por la Policía como uno de los mayores usureros de España y ahora mismo imputado por varias causas relacionadas con supuestos préstamos abusivos y engañosos.

Pero de todo esto, no sabía nada Francisco, quien acuciado por el mal funcionamiento de su empresa, recurrió al que pensaba le iba a sacar el pozo. Arroyo le concedió, según indica el afectado, 25.000 euros a altos intereses, “el doble de lo que me prestaba, para devolvérselo en un año” y como aval, su piso, totalmente pagado por entonces. Vencido el año el prestamista le reclamaba 100.000 euros, porque afirmaba haberle realizado un préstamo por 50.000 euros.

La PAH ha estado apoyando a Francisco García durante su desahucio. / Ganar Fuenlabrada

Ante la imposibilidad de hacer frente a tamaña cantidad, García vio como perdía su piso situado en la calle Callao nº 1 de Fuenlabrada. Cuando acudió al notario a cambiar la titularidad de la vivienda, estaba por la otra parte interesada, Enrique Iglesias, un socio de Arroyo, según dice Francisco, aunque Iglesias lo niega, quien le propuso alquilarle la casa que acababa de perder. Finalmente formalizaron un alquiler de 400 euros que durante cinco años estuvieron pagando “como podían”.

Francisco iba trabajando en lo que le salía, porque finalmente tuvo que cerrar la fábrica, mientras su mujer llevaba mensualmente los 800 euros que le reportaba su trabajo en una pastelería. Pero la situación se hizo insostenible cuando él no pudo aportar nada a la economía familiar. Desde hace un año no pagaban el alquiler, por lo que el caso terminó en los Juzgados. Iglesias le reclamaba 4.675 euros por el impago de alquiler. Finalmente este jueves Francisco y su familia eran desahuciados.

Ahora el caso lo han llevado, por la vía penal, ante la Audiencia Nacional. Sin trabajo, sin su casa, ahora vive de ‘prestado’ en el piso cedido por una amiga en IIlescas. “Mi mujer tiene que venir a trabajar aquí todos los días y mi hija también, al instituto en el que estudia”.

La PAH de Fuenlabrada le ha ayudado desde el inicio de su problema y ahora dice “son mi familia”, en ellos se refugia y ellos le apoyan.

Fuenlabrada cuenta con una Oficina Antidesahucios Hipotecarios y según fuentes municipales, desde que se puso en funcionamiento no se ha realizado ningún desalojo de los casos que lleva esta Oficina. Desde Ganar Fuenlabrada se ha criticado que en el desahucio de hoy haya participado cortando la calle la Policía Local, después de que el gobierno fuenlabreño se comprometiera a que los agentes municipales no interviniesen en desalojos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?