Lunes, 30 de Noviembre de 2020

Otras localidades

Prohíben a un hombre mirar fijamente a sus vecinos

Fue denunciado por coacciones. El juzgado de Instrucción lo condenó a pagar una multa de 180 euros, además de prohibirle tener contacto por cualquier vía con aquellos durante seis meses

Prohíben a un hombre mirar fijamente a sus vecinos

Foto: Getty Images

Un hombre no podrá mirar fijamente a su vecina ni a los tres hijos de esta, menores de edad, ni escupir o tirar huevos a su vivienda, según se dispone en la sentencia dictada por un Juzgado de Instrucción de Murcia que ha sido confirmada por la Audiencia Provincial al desestimar su recurso.

El Juzgado, en la resolución a la que ha tenido acceso Efe, condenó al acusado, como autor de un delito leve de coacciones, a pagar una multa de 180 euros, además de prohibirle tener contacto por cualquier vía con aquellos por tiempo de seis meses.

Además, el juez le advirtió de que debía abstenerse en lo sucesivo de mirar fijamente a sus vecinos, depositar objetos en la puerta de su vivienda, en su buzón y en su coche o llamar al timbre o al telefonillo.

Tampoco podrá "escupir, pintar o tirar huevos, o realizar cualquier otro acto contra sus personas, su vivienda o sus propiedades, y todo ello, con el fin de proteger su integridad psicológica".

La Sala de la Audiencia dice al desestimar su recurso que el acusado negó los hechos contenidos en la denuncia, por lo que reclamó su absolución.

Al rechazar el recurso, la Audiencia indica que el Juzgado de Instrucción consideró probados los hechos tras analizar la declaración de la denunciante y del denunciado.

También tuvo en cuenta el contenido de las notas manuscritas y de los dibujos repartidos por varias zonas del edificio donde viven ambos, que el acusado reconoció que los había hecho él, aunque le quitó importancia al comentar que se trataba solo de una broma, como las que le gastan a él otras personas.

El tribunal considera probado que, como aseguró la mujer, esta se siente intimidada por la forma en que la mira el acusado, hasta el punto de que ha recurrido a tratar de salir o entrar en su casa en los momentos en que cree que aquel no se encuentra en la suya.

El Juzgado declaró probado que el 19 de julio de 2017 el denunciado dio golpes con el mocho de la fregona en la ventana del lavadero de su vecina, y tras recriminarle esta su acción, aquel salió al rellano y golpeó la puerta de la vivienda.

Cuando la denunciante abrió la puerta al escuchar los golpes, se encontró con que él la agarró del pelo "y se volvió a meter en su casa, diciéndole que no les iba a dejar en paz, refiriéndose a ella y a sus hijos".

La sentencia recogía igualmente que otro Juzgado de Instrucción, tres meses antes de este nuevo juicio, le había condenado como autor de un delito leve de coacciones por molestar a esta misma vecina cuando realizaba unas compras en un supermercado.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?