Últimas noticias Hemeroteca

Paco López tiene cláusula del miedo

Según ha podido saber la Cadena SER el club granota y el entrenador firmaron un anexo al contrato que podría resolver la vinculación del segundo año adicional por ambas partes

Paco López en el banquillo de Orriols /

El presidente del Levante, Quico Catalán no hubiese admitido a otro entrenador que no fuera a Paco López tras la convulsa destitución de Juan Ramón López Muñiz y con el que finalmente se llegará a un acuerdo amistoso por una cifra que rondará los 800.000 euros tras paralizar la citación judicial.

Vaya por delante, que si el máximo dirigente granota ya le tenía fe a Paco López cuando todavía no había debutado en Primera, imagínense el cariño y el afecto que le profesa después de haberse erigido en el segundo mejor entrenador de La Liga y superado únicamente por el Barça de Ernesto Valverde.

Sin embargo, las malas experiencias vividas con Lucas Alcaraz y la ruptura abrupta con Muñiz le han hecho separar lo emocional, de lo puramente contractual para evitar el pago de indemnizaciones.

CLÁUSULA DE ESCAPE

La cláusula que posee Paco López no es nueva, porque ya la tuvo el técnico granadino cuando mantuvo al Levante en el verano de 2015 y es la misma que Quico Catalán intentó fijar, sin éxito, a Muñiz.

El espíritu de lo firmado pretende evitar un segundo caso Lucas Alcaraz, al que podrían haber 'cortado' con 200.000 euros al terminó de la primera temporada e impedir que iniciará un segundo proyecto repleto de dudas.

Manolo Salvador apostó por su continuidad y activó el año adicional por haber mantenido la categoría. En la novena jornada fue destituido y el club tuvo que pagarle la totalidad de su contrato con una cantidad superior a los 750.000 euros. En ese ejercicio el Levante gastó más de 1,3 millones de euros entre Alcaraz y 'Rubi' para terminar descendiendo.

En el caso de Paco López, el Levante le firmó un contrato por una temporada, ampliable a un segundo año de forma automática en el momento en el que consiga la permanencia y con una cláusula de rescisión de 2 millones de euros.

Sin embargo, según ha podido saber la Cadena SER existe un anexo por el que ambas partes pueden liberarse del compromiso del segundo año, a cambio de una cantidad económica inferior a la preestablecida en el documento y que viene determinada por el lugar que ocupe el equipo en la clasificación cuando certifique su presencia en Primera.

No obstante, el club se ha reservado el derecho unilateral para retirar ese apéndice resolutorio hasta un minuto antes de que el equipo confirme la categoría de forma matemática.

Si llegada la fecha, Paco López no ha recibido ninguna comunicación por parte del Levante y maneja ofertas de otros clubes dispondrá de una semana para acogerse a esa cláusula liberatoria y anunciar su marcha.

Logicamente, si se llegase a esta situación no sería como consecuencia de un despiste sino porque la dirección deportiva entendería que Paco López no debería seguir a pesar de haber logrado el objetivo.

No hay motivos para la preocupación, ni para alarmarse por la excelente relación que mantienen todas las partes, pero mientras Quico Catalán no elimine ese anexo del contrato existirá la incertidumbre del precio fluctuante por el que Paco López podría liberase del segundo año de vinculación y que sería muy inferior a los dos millones de euros que tendría que abonar si decidiera rescindir su contrato con la entidad granota.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?