Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 25 de Agosto de 2019

Otras localidades

El PSOE planta cara a la discriminación de seropositivos en el sector del taxi

  • El grupo municipal socialista instan a la Comunidad de Madrid a revisar el Decreto que impide a los portadores de VIH obtener el permiso municipal para conducir taxis
  • Llevan al Pleno del Ayuntamiento de Madrid del jueves una propuesta para acabar con esta discriminación basada en "los prejuicios, la estigmatización y el desconocimiento que rodean al VIH"

La fachada de la sede del gobierno regional con un lazo rojo contra el VIH /

Según la ley actual, si eres portador del VIH, no puedes ser taxista. Tanto el Decreto de los Servicios de Transporte Público Urbano, como la Ordenanza municipal del Taxi, exigen como requisito para obtener el permiso municipal no padecer "una enfermedad infecto-contagiosa". Es, según el PSOE, una discriminación consecuencia de los prejuicios, estigmatización y desconocimiento que rodean al VIH.

El grupo municipal socialista va a llevar al Pleno del Ayuntamiento del jueves una iniciativa que insta a la Comunidad de Madrid a revisar ese Decreto para "evitar toda discriminación por razón de salud o discapacidad, en especial por razón de VIH y permitir que estas personas demuestren sus méritos y capacidades para desempeñar las funciones correspondientes". "Pensamos que es una discriminación incompatible con el ejercicio de los derechos fundamentales", explica la portavoz socialista, Purificación Causapié, "queremos que se modifique ese tipo de discriminaciones que todavía permanecen en nuestras ordenanzas y decretos para garantizar los derechos de ciudadanía a todas las personas".

La base del problema está en que el VIH ya no debería entrar dentro de la categoría de "enfermedades infecto-contagiosas". Según CESIDA (Coordinadora estatal de VIH y sida), debería ser una "enfermedad infecto-transmisible". Eso acabaría con la discriminación laboral que existe ahora y se adaptaría, también, a la realidad actual. "Discriminar a las personas con VIH a través de la Ordenanza del taxi es una medida totalmente indigna que no representa a la ciudadanía de Madrid y que nunca ha tenido sentido", dice Toni Poveda, director gerente de CESIDA. 

Las infecto-contagiosas son enfermedades que se transmiten con facilidad, a través del aire, el agua o la saliva. Son, por ejemplo, la neumonía, la gripe o la tuberculosis. En cambio, el VIH solo se transmite con prácticas muy concretas, mediante el contacto directo con fluidos como sangre, semen o fluidos vaginales. Así que en el día a día de un taxista, no existe el riesgo al contagio.

"Es sobradamente conocida cuál es la vía de transmisión del VIH", dice Causapié. "No podemos mantener una discriminación en el acceso a las personas al permiso de conducir cuando no existe un riesgo de transmisión del VIH en esa actividad profesional".

El PSOE cree, en definitiva, que hay que adaptar las ordenanzas y decretos a los cambios que ha habido en la sociedad. Argumentan que ese requisito que incluye la Ordenanza municipal y el Decreto de la Comunidad "podría considerarse justificado hace veinte años, cuando el sida era una enfermedad mortal de la cual no se tenían casi conocimientos". "Actualmente la investigación ha dado pasos de gigante, por lo tanto, la interpretación se ha quedado obsoleta".

Hace seis años CESIDA ya organizó una recogida de firmas, que contó con cerca de 90.000 apoyos, pidiendo a la Comunidad y al Ayuntamiento de Madrid que actuaran. Pedían, como exige ahora el PSOE, que se revisara el Decreo y, en consecuencia, la Ordenanza, para que retiraran ese requisito. De hecho, hace un año, en una Comisión del Área de Seguridad, Salud y Emergencias, el delegado, Javier Barbero, se comprometió a revisar ese artículo de la Ordenanza. De todas formas, para que esa revisión sea efectiva, la Comunidad tiene que modificar, también, el Decreto.

Desde CESIDA agradecen al grupo municipal socialista su iniciativa: "Madrid es una ciudad acogedora y respetuosa con la diversidad, eliminar discriminaciones de este tipo no solo va a permitir que las madrileñas y madrileños con VIH que lo deseen puedan ser taxistas, también va a ayudar a combatir el absurdo estigma asociado a esta enfermedad".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?