Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 17 de Octubre de 2019

Otras localidades

El alcalde analizará medidas contra TUA por la huelga de autobuses

Tras el fracaso de las negociaciones el comité de empresa no descarta ir a una huelga indefinida

Un autobús de TUA circula por la avenida de Galicia en presencia de un agente de la Policía Local. /

El alcalde de Oviedo, Wenceslao López, anuncia que el Ayuntamiento revisará el contrato de la empresa concesionaria del transporte urbano de la ciudad, TUA, ante el conflicto laboral y las jornadas de huelga convocadas por los trabajadores que volverán a dejar bajo mínimos el servicio de autobuses en plenas fiestas, durante los días 2,3 y 4 de enero. Tras el fracaso de su intermediación, que parecía podía desbloquear las negociaciones y poner fin a los paros, el regidor ha señalado que lo que toca ahora es analizar en detalle posibles sanciones o medidas recogidas en la concesión para defender los derechos del consistorio que paga a la empresa TUA por un servicio para los ciudadanos que no se está cumpliendo.

Añade, Wenceslao López, que además este conflicto afecta al episodio de contaminación atmosférica que vive Oviedo desde el pasado lunes día 24, ya que "cuando falla el servicio de autobuses, aumenta el uso de vehículo particular".

Han sido declaraciones del alcalde de Oviedo de este mismo jueves antes de la comida de fin de año que el grupo municipal socialista en el ayuntamiento ovetense ofrece anualmente a los medios de comunicación.

El conflicto

Los trabajadores de TUA, que este jueves secundan la cuarta jornada de la huelga de autobuses urbanos de Oviedo, se han desvinculan de los actos vandálicos cometidos contra dos autobuses de los servicios mínimos a primera hora de la mañana con resultado de varias lunas rotas. No se han producido daños personales a pesar de que uno de los vehículos llevaba viajeros dentro en el momento del ataque. La empresa ha denunciado a través de un comunicado la gravedad de estos hechos que vincula al conflicto laboral.

Las más de 11 horas de negociación durante la jornada del miércoles "no sirvieron para nada", afirman desde el comité de empresa, porque la dirección de TUA sigue con la misma propuesta sobre la aplicación del sistema alcolock, el alcoholímetro que la empresa ha comenzado a instalar en los autobuses. No hay además respuesta, añaden, para el resto de las reivindicaciones de los trabajadores. Según el presidente del comité de empresa, Manuel Villaverde, el único criterio de la empresa respecto al alcolock es sancionador, y deja de lado la prevención de la salud de los trabajadores. Dice Villaverde que mantienen su disposición a negociar aunque creen que será inútil ante la cerrazón de la dirección de TUA.

De momento mantienen los otros tres días de paro convocados para los próximos días 2, 3 y 4 de enero., y se da por hecho que el conflcito desembocará en una huelga indefinida.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?