Últimas noticias Hemeroteca

Envejecimiento y personal externo, la realidad de los docentes en la ULL

La Universidad asume la salida del 44 por ciento de sus profesores hasta 2027 mientras la edad media de la plantilla asciende hasta los 61 años

 La Universidad de La Laguna asume en la próxima década la jubilación del 44 por ciento de sus profesores debido al envejecimiento de la plantilla, que acumula una edad media de 61 años; 56 en el caso de los docentes titulares y 42 en el de los ayudantes doctor.

Son datos revelados por Carmen Rosa Sánchez, vicerrectora de Profesorado de la academia, en la SER, quien también asegura que en 2027 el centro habrá prescindido de en torno al 90 por ciento de sus catedráticos.

Sánchez reconoce que al comienzo del periodo de gobierno "el centro contaba con un gran déficit de profesores. Se había producido mucha jubilación y por cuestiones legales no se podían efectuar contrataciones". El profesorado funcionarial, catedráticos y titulares, acapara en la actualidad el 60 por ciento de la plantilla, mientras que el laboral ha crecido en los últimos años hasta el 40 por ciento.

Este aumento se encuentra directamente relacionado con la tasa de reposición de los docentes a tiempo completo, que se sitúa en el -10,4 por ciento según las cifras del Ministerio de Educación y la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas.

Se trata, además, de una situación incierta para los profesores asociados, contratados doctor o ayudantes, que cada vez ven más lejos la ansiada estabilidad. Samuel Toledano, profesor en la academia lagunera, apunta que los profesionales, para convertirse en catedráticos, "tienen que someterse a constantes oposiciones internas y externas".

A esta coyuntura se suma un agravante, el endurecimiento de las evaluaciones. "Es una estrategia de los gobiernos y ministerios para intentar reducir al máximo el número de profesores a tiempo completo", puntualiza el docente.

La vicerrectora insiste en que "el miedo que tienen las universidades, también la de La Laguna, es que la contratación se produzca sobre personas de condiciones y niveles adecuados para la docencia". Sin embargo, la figura imponente del docente en las academias parece haberse diluido en los últimos años, desdibujando una profesión única y magistral para emerger una nueva presencia, la del profesor multitarea que se dedica a la enseñanza con una alta carga de horas lectivas, a la investigación e, incluso, a la función administrativa.

Es la radiografía que realiza Toledano sobre el estado actual de las academias: "nos encontramos con que el profesorado se está dedicando a la investigación y está dejando de lado la docencia. Es un grave error. Además, la enseñanza está sobrecargada con personal externo, profesores asociados que cobran en torno a 600 euros mensuales y que salen muy baratos a las universidades".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?