Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 22 de Octubre de 2019

Otras localidades

La solución al argayo de Ruente puede tardar "semanas e incluso meses"

Revilla asegura que se estudia instalar un puente "transitorio"

La magnitud del argayo y la inestabilidad del terreno ralentizan las labores de retirada de la tierra desprendida. /

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha considerado al argayo que ha cortado la CA-180, en Ruente, "lo más grave" del temporal, por lo que se está estudiando la posibilidad de que la Unidad Militar de Emergencias (UME) coloque un puente "transitorio" para cruzar el río Saja.

Además del argayo y los destrozos en la carretera, que se ha agrietado y doblado en varias partes haciéndola intransitable, el puente sobre el río Saja que está situado a la misma altura del corrimiento ha sufrido daños y no permite el paso sobre él, por lo que ha sido cortado.

Por ello, Revilla ha apuntado que se está estudiando construir ese puente transitorio de carácter militar -que tendría una longitud de 60 metros- más abajo de esa zona para que el Gobierno de Cantabria habilite más tarde una carretera de 2 kilómetros que permita "empalmar" esta vía con la autonómica.

"Es una chapuza porque deja aislado a un valle, que tiene que dar una vuelta por Carmona-Puentenansa-Pesúes, y por lo que me dicen esto va para muy largo", ha enfatizado el presidente.

Además, ha señalado que los geógrafos tendrán que estudiar el terreno porque cabe la posibilidad de que cuando se retire el argayo, el resto de la carretera se venga abajo.

"Terrible. Es una chapuza enorme. De todo lo que tenemos en Cantabria me parece lo más grave porque deja incomunicado a todo Cabuérniga", ha apostillado.

En su posterior visita a Los Corrales de Buelna, Revilla ha incidido en que este argayo "va a traer muchos dolores de cabeza" al haber "cortado en dos el pueblo".

"La impresión que tengo desde que en 1995 me hice cargo de carreteras, y además estaba allí el director general -encargado de este área-, Manuel del Jesus, que sabe mucho, es que siendo optimista diría muchas semanas, siendo pesimista meses", ha destacado.

Ahora que toca hacer inventario y ejecutar las labores de reparación y limpieza, Revilla ha subrayado que, pese a que no existen todavía cifras del impacto económico del temporal, en el apartado de infraestructuras "va a ser muchísimo".

"Estamos hablando de 171 argayos, pequeños o grandes, en Cantabria", ha dicho.

Por todo ello, Revilla cree que habrá que habilitar una partida especial de emergencias, con la "prioridad absoluta" de no dejar a nadie aislado.

"Evaluaremos si se abre una partida de emergencia y si eso habrá que tirar de otras. Cuando hay una prioridad es una prioridad, hay que atenderla, son vasos comunicantes", ha asegurado.

Además de las ayudas que se pidan al Estado, Revilla ha abierto la puerta a solicitar créditos. "Esto no es un endeudamiento de gastos corrientes, sino de emergencia, y yo creo que eso está previsto que se autorice, que podamos endeudarnos para una cosa de estas", ha agregado.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?