Últimas noticias Hemeroteca

Asier Garitano: "Me fuí sin rencor, sino no hubiera seguido viviendo en Donostia"

En la semana de la visita del Leganés a Anoeta, el ex entrenador de la Real Sociedad rompe su silencio tras su destitución en navidades. Da su versión de lo que pasó y responde a algunos de los argumentos dados para su cese

Asier Garitano el día de su presentación como técnico de la Real /

En la semana en la que el Leganés visita Anoeta para jugar contra la Real Sociedad, Asier Garitano rompe su silencio. El técnico de Bergara no había hablado desde su destitución del equipo txuri-urdin en las navidades pasadas, el 26 de diciembre del 2018.

-Suena raro lo de ex entrenador de la Real...

(Sonríe lévemente). No queda bien, a mi tampoco me gusta.

-¿Cómo lo lleva?

Bien, lo normal. Es una cosa extraña, porque en los últimos ocho años siempre he tenido la obligación que preparar algo y ha estado ahí la adrenalina de los partidos y los entrenamientos. Ahora de repente no lo tienes y te tienes que reactivar, adaptar y hacer cosas que antes no podías. Más tranquilo, pero es un tranquilidad que no me gusta.

-Es una semana especial y extraña para Asier Garitano, porque se enfrentan sus dos equipos...

Pues sí, mucho. A la Real porque le he entrenado, soy gipuzkoano y soy de aquí. Y el Leganés porque estuve cinco años allí, me siento de allí, viví grandes cosas allí y soy hijo adoptivo de allí. Y casualidad que este año que había decidido cambiar de aires, uno de los objetivos que me había marcado era jugar los dos partidos con ellos, no ha podido ser, jugamos el de allí. Y me hubiese gustado, porque es el partido 100 de Leganés en Primera y hubiera sido el partido 100 mío en Primera. Pero son cosas del fútbol, pasan y ya está.

-Es que la última vez que visitó el Leganés Anoeta usted era su entrenador y había rumores de su fichaje por la Real...

Lo que es el fútbol. El día del homenaje a Xabi Prieto y Carlos Martínez, lo recuerdo. Hace un año estaba jugando unas semifinales de Copa y ahora estoy en el paro. Así es ésto. No deja de ser un juego.

-Ya, ¿pero que falló para que le destituyeran?

Todo un poco. Pero no estoy descontento de las cosas que hice en la Real y con lo que nunca sabremos hasta donde habría podido llegar. Esra un momento complicado, muchos cambios que queríamos implantar, porque sino no nos hubiesen fichado para venir a la Real, pero el tiempo no nos dio para eso. Hicimos muchas cosas bien, pero sí tuvimos muchas dificultades, con gente importante y otros jugadores sin hacer ni pretemporada. Y nos faltó equilibrio, porque no es normal sacar grandes resultados fuera de casa y en casa no hacerlo bien, y eso te penaliza. Pero pasamos una eliminatoria de copa, que era un objetivo. Nos faltó equilibrio en lo más importante del futbol, que son los resultados.

-¿Le ha dado muchas vueltas a qué podía haber hecho y no hizo?

Siempre le das vueltas a las cosas de todo lo que ha sucedido. Desde antes de mi llegada hasta lo que duró, porque debes analizar para aprender y que no se vuelva a repetir. Intentaré que todo esto me ayude para el futuro.

-¿Faltó tiempo paciencia con Asier Garitano en la Real?

Tiempo seguro. Pero paciencia no se, eso es pregunta para los de arriba, que ya veo que dicen cosas, pero no quiere responder porque la Real está ahora compitiendo bien. Pero repito, no estoy descontento con lo que hicimos.

-Escuchado lo que han dicho de su destitución, ¿se va triste con algunas personas?

Hombre, no me gustan algunas cosas que he escuchado, pero prefiero dejarlo ahí. No me gustan, claro. Ahí se quedan. Aprenderé de todo esto y ya está.

-¿No le gustan por el contenido o porque salen de un sitio como la Real, que lo siente como suyo?

De todo un poco. Tengo otro punto de vista y otra forma de pensar de las mismas cosas.

-Olabe dijo que con usted no había rendimiento colevtivo e individual...

Es dificil hablar de un equipo que no tiene rendimiento colectivo cuando había conseguido grandes objetiuvos fuera de casa, eso quiere decir qwue colectivamente no estaba haciendo mal las cosas. Nos faltaba equilibrio porque en casa no estabamos haciendo bien las cosas. Algunas cosas colectivas ya hicimos bien, porquue llegamos a ser uno de los mejores equipos a domicilio. Pero son puntos e vista, y yo tengo otro diferente al suyo.

-¿Por qué se dijo que Garitano tenía mala relación con los jugadores?

Bueno, imagino que son cosas que deben salir. Siempre digo que lo peor de que te destituyan no es la destitución, sino las cosas que se dicen para justificarlo. No tenía mala relación con el vestuario, era muy sencillo. Era un año de cambios en una plantilla habituado a hacer siempre lo mismo, y no es fácil, pero la relación con la persona fue siempre buena.

-¿Sintió que le hicieron la cama?

No sentí eso, no. No puede ser. Porque en el último mes veníamos de hacer buenos partidos, como el del Betis, pero en el fútbol también es cuestión de estados de animo, pero no creo que los jugadores me hicieran la cama. No fue sencillo todo lo que queríamos cambiar porque encima hubo muchas cosas en poco tiempo para poder cambiar algo en un equopo como en la Real no estaba habituado, pero problemas y camas, de eso nada de nada.

-¿Cree que ha habido algo de incongruencia en el discurso que se lanza del club?

No lo se, formas de ver las cosas, nada más. Lo único que estoy de acuerdo con Roberto Olabe es en que Imanol Alguacil es muy bueno, en eso sí coincidimos, que la Real está en muy buenas manos y tiene buen entrenador para muchas generaciones.

-Entonces, ¿qué le dicen para destituirle?

No, nada. Porque tampoco pido muchas explicaciones. Una vez que te lo dicen, ya está. Es su responsabilidad. Y yo como entrenador lo único que puedo hacer es asumirlo.

-Pero no se lo esperaba...

No no me lo esperaba. Estaba ilusionado en poder hacer las cosas bien, en poder tener un buen equiolibrio en casa, hacer una buena copa. Esta ilusionado con muchas cosas, pero no pudo ser, y ya está.

-¿Siente que se le cerró una puerta en la Real con su destitución?

No, no lo creo. Es fútbol, no deja ser un juego y no sabes lo que va a pasar. Hace un año en estas fechas tenía todos los objetvos conseguidos en el Leganés y nada me hacía pensar en entrenar a la Real. Y un año después está fuera de la Real. Es fútbol, no se lo que pasará dentro de un año o dos, lo único que hay que seguir es mejorando, en seguir ilusionado con volver a entrenar.

-¿Se arrepiente de alguna decisión tomada en la Real?

No, porque las cosas yo las hago convencido, siempre. Estoy seguro de hacer lo que había que hacer en cada momento, sabiendo que era complicado, pero no me arrepiento de nada en la Real.

-¿Se ha ido con rencor de la Real?

No, que va. Si hubiera sido así, me hubiera ido de San Sebastián a Madrid o Alicante. Pero me he quedado aquí. Estoy aquí, con la gente muy bien, no he tenido ningún problema absolutamente con nadie.

-¿Ha vuelto a hablar con algún jugador de la Real?

No. Algun mensajillo he mandado. Pero no me suele gustar, ellos están a lo suyo, compitiendo bien. Con la gente el Leganés me pasa lo mismo. Ellos están centrado en lo que tienen que estar.

-Lo que más sorprende es que su cese llegó sin haber ni un pitada en Anoeta, ni gritos en su contra...

Bueno, no se. Yo con la gente estoy bien. Es extraño. A mí también me costaba que nadie me dijera nada, porque al final son aficionados y puees esperar otra reacción. La gente ha estado muy bien conmigo. El día del Alavés me extrañó porque era la cuarta derrota y la gente ni se quejó, ni nada.

-¿Va a ir a Anoeta este sábado?

No lo se. Me viene mucha gente de Madrid, creo que no hay entradas, algunos no podrán entrar y no se qué haré. Igual lo veo por la tele. He visto todo los partidos de la Real.

-¿Pero no ha vuelto a Anoeta desde su destitución?

No, no he ido. Me hubiera gustado ir el día del derbi, que era otro objetivo, poder vivir eso, pero no se, preferí verlo en casa más tranquilo.

-¿Y por qué no ha vuelto a Anoeta?

No ha coincidido. Pero una destitución y no me gusta ir al campo, por lo que sea. Pero este partido es diferente, los dos equipos en los que he estado, pero depende de cómo se de el fin de semana veré si vamos o no.

-¿Cómo ve ese partido, ese Real contra el Leganés?

Lo veo difícil para los dos. Porque están en buena dinámica los dos equipos. El Leganés compite bien desde el principio, sabiendo bien a lo que tiene que jugar. Y la Real buena dinámica de resultados, en casa está bien ahora. No será sencillo para ninguno, aunque el de casa parece favorito, pero será un partido duro y bonito.

-¿Tendrá el corazón dividido?

Sí, claro. Me gustaría que ganaran los dos. Para mí eso estaría bien, egoistamente.

-¿Un año después del cambio de la Real por el Leganés se arrepiente?

No, que va. Creo que era la decisión correcta, lo hice convencido, y hoy lo sigo pensando. Estuve cinco años en el Leganés, tenía mucho desgaste, quería ver algo diferente, no quería acomodarme y ver otras cosas que me hagan ser mejor. No ha salido bien, pero seguro que me hace mejor. No me arrepiento tampoco ahora. Era el momento.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?