Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 14 de Mayo de 2021

Otras localidades

Denuncian abusos sexuales de un cura a sus alumnos en un viaje a Menorca

Los hechos habrían ocurrido en el 1996 cuando el presunto agresor era profesor del colegio Claret de Barcelona

Colegio Claret de Barcelona

Colegio Claret de Barcelona / Wikipedia

El Colegio Claret de Barcelona ha apartado cautelarmente de toda actividad con menores al antiguo profesor y religioso claretiano Francesc Figueres tras la denuncia de un exalumno en las redes sociales por presuntos abusos sexuales cometidos hace 20 años en Menorca, y ha comunicado el caso a la Fiscalía.

La escuela ha informado a las familias a través de una circular de que ha aplicado el protocolo interno de protección a los niños y, aunque el profesor no tiene actualmente ninguna responsabilidad en el centro, se le han retirado "todas sus funciones dentro de la escuela" y no puede entrar en el centro mientras haya niños.

Aunque no existe ninguna denuncia presentada, el colegio religioso concertado, al conocer el relato del exalumno Pau Bosch a través de las redes sociales, ha decidido también informar a la inspección de educación y ha reiterado su compromiso de "investigar y tomar todas las medidas pertinentes ante cualquier caso que en el pasado haya podido afectar a nuestra escuela".

A través de su cuenta de Twitter (@Gargotejant), el exalumno, que en el momento de los hechos tenía 14 años y ahora tiene 36, ha expresado que "viendo que el Padre Figueres aún está vivo y se le hacen homenajes, el "mejor homenaje es explicar que el Padre Figueres, cuando era director el Colegio Claret, nos hizo desnudar a varios niños para repasarnos desnudos de arriba abajo".

Bosch denuncia que en un viaje de fin de curso a Menorca en 1996, tras la picadura de un insecto en un brazo el profesor le emplazó a atender en la habitación del hotel, donde le obligó a ducharse y "muy lentamente le secó todo el cuerpo con una toalla sin tocarle los genitales".

La denuncia de Bosch ha generado un hilo en Twitter en el que otros exalumnos han explicado que también sufrieron abusos por parte del mismo profesor en aquel viaje y que los hechos "se extendieron a varios cursos".

Asimismo, en la misma cuenta, Bosch y otros exalumnos recuerdan que Figueres, que en la actualidad tiene 80 años, "montaba célebres excursiones y estancias de fines de semana en una casa de su propiedad para grupos reducidos de 4 o 5 alumnos y que el único responsable era él".

"Cursábamos primero o segundo de ESO y pasamos la mañana bañándonos y a mediodía, después de comer, nos dijo que para secar los bañadores era mejor que nos los quitásemos y los dejásemos al sol", denuncia otro exalumno, que añade: "no se acercó a nosotros, pero ya me parece bastante lamentable".

Bosch denuncia que las estancias pasaron "entre el 2000 y el 2002. A mí -añade- me sobó en 1996. Debe haber estado activo varios años", ya que señala que un nuevo testimonio, "15 años más joven, indica que los rumores sobre el padre Figueres eran constantes".

Otro exalumno ha denunciado que en un viaje a Bilbao, tras una erupción en los brazos, el profesor le aplicó crema por todo el cuerpo.

En el hilo de Twitter, Bosch afirma que "después de la reacción de otros exalumnos la mierda que puede salir es considerable" y que "ahora tengo la tranquilidad de que no será mi palabra contra la suya, con todo lo que esto comporta", y da las "gracias a todos los que se están implicando".

Por su parte, en la carta enviada a todas las familias, el Colegio Claret se pone a "disposición de la familias" y afirma que "con las medidas tomadas queremos mostrar el máximo compromiso para afrontar con transparencia y determinación cualquier mínimo indicio que pueda afectar a la integridad física y moral de los niños".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?