Últimas noticias Hemeroteca

Los intérpretes para alumnos sordos de Madrid no cobran desde diciembre

El PSOE calcula que unos 70 trabajadores de centros educativos de la región están afectados. La Comunidad de Madrid promete pagar las nóminas en breve.

Los intérpretes de lengua de signos que trabajan en los centros educativos de la Comunidad de Madrid y también en otros servicios que ofrece el gobierno regional llevan sin cobrar desde diciembre. Les adeudan tres nóminas. El PSOE calcula que son casi 70 trabajadores afectados, entre los que se encuentran una decena de asesores. La Comunidad de Madrid reconoce que ha habido problemas con la adjudicación del contrato por el que se presta este servicio en los centros educativos porque el concurso quedó desierto y, mientras se prepara un nuevo pliego de condiciones, se ha llegado a un acuerdo con la entidad que hasta ahora tenía la adjudicación.

El secretario general técnico de la consejería de educación, Alfonso González, asegura que el en el próximo consejo de gobierno se aprobará el pago de las nóminas de diciembre pero que habrá que esperar algo más para que se de luz verde al abono de las facturas emitidas por estos servicios en los meses de enero y febrero. La Comunidad de Madrid lleva años contratando a estos profesionales como un servicio externo al no existir dentro de la consejería de educación personal con el perfil solicitado. En este momento, según González, "se encuentra en tramitación un nuevo procedimiento de licitación para dar cobertura al servicio porque el contrato quedó desierto el pasado septiembre". Según este funcionario de la consejería de educación, las últimas bases publicadas recogían un precio unitario por hora de servicio, descontando el IVA, de 21 euros frente a los 14 euros de la anterior convocatoria. "Se destinan casi 2.800.000 euros a la cobertura durante los 29 meses que dura el contrato", por lo que afirma "el hecho del incremento hace suponer que también incrementará el número de empresas que puedan estar interesadas en esta actividad".

Desde CILSEM, la Coordinadora de intérpretes de lengua de signos de Madrid, denuncian que los problemas con los contratos han obligado a las empresas a apretarse el cinturón. "Se está recortando en la prestación del servicio", explica Javier Amor, de CILSEM. "Recortan en el número de intérpretes de centros educativos o cualquier servicio de urgencia, ya sea ir al médico o al juzgado, se queda sin cubrir porque no hay intérpretes disponibles ya que la empresa gestora no puede contratar a más trabajadores", explica Amor. 

El PSOE reprocha al gobierno de Ángel Garrido que maltrate a estos trabajadores que tienen una función vital para los alumnos sordos de los centros educativos. Según los socialistas, este colectivo sufre desigualdad en relación a otros trabajadores de la enseñanza. No solo están afectados por los impagos, sino por la tipología de sus contratos. "Tiene que cumplir con salarios medios de 30 horas semanales como fijos discontinuos con sueldos que apenas llegan a los 11.000 euros anuales de media", explica la diputada socialista Isabel Andaluz. El grupo del PSOE en la Asamblea preguntará este jueves en el pleno de la cámara regional por este asunto al gobierno madrileño. La diputada Mónica Silvana, que se encargará de esa interpelación, cree que habría que mirar a los que hacen otras comunidades como Murcia o Galicia, ambas gobernadas también por el PP, donde este servicio se presta con personal laboral de la propia consejería. 

En la Comunidad de Madrid hay nueve asesores de sordos que atienen a 192 alumnos en nueve centros educativos mientras que hay 41 intérpretes que ayudan a 132 estudiantes en otros 23 centros educativos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?