Últimas noticias Hemeroteca

Desastre (1-6)

El técnico afirma tras una reunión de urgencia al acabar el partido:"deberíamos avergonzarnos de lo que hemos hecho"

 Hay tardes en las que todo sale mal. Eso le ha pasado al Fútbol Sala Zamora Recoletas, que ha sido barrido del campo por el Boal (1-6), en un partido en el que destacaron más los deméritos propios que los méritos del contrario.

 El partido podría haber situado al FS Zamora lejos de los puestos de peligro, pero no fue así. Al descanso se llegó con un 1-2, que presagiaba que podía acabar mal. Pero era difícil imaginar una segunda parte en la que no salió nada: lesión del guardameta Javi Santos, expulsión de Alvarito, opción de portero-jugador que no surte efecto.... pero sobre todo, el problema de la actitud.

 Hasta tal punto no gustó lo visto sobre la pista del Ángel Nieto, que tras el encuentro hubo una tensa reunión en el vestuario, en la que además de la plantilla y el entrenador, Alberto Grande, estuvo presente el presidente del club, Justi Fernández, que abroncó por la falta de actitud a los jugadores: "se puede ganar o perder, pero no dar esa imagen" afirmó tras la reunión. Si bien no habrá medidas drásticas más allá del severo toque de atención.

Más duro aún fue el técnico, que indicó: "deberíamos sentir vergüenza, yo el primero, de lo que ha pasado esta tarde. A los pocos que vienen a vernos, no podemos darles este espectáculo de falta de actitud, especialmente de los pesos pesados del equipo".

 Tras el tropiezo ante Boal, el próximo sábado tiene que llegar la redención frente a Puertas Deyma, penúltimo clasificado, partido que se jugará en León y que si no se salva podría poner en aprietos de nuevo a un equipo que parecía haber alejado los nubarrones del descenso.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?