Últimas noticias Hemeroteca

El Hestia Menorca salva los muebles (59-56) pese a anotar sólo 4 puntos en el último cuarto

El CB Extremadura Plasencia llegó a colocarse a sólo un punto a falta de 20 segundos

Pack lanzando a canasta /

Venía el Plasencia con su tiro exterior como mayor amenaza y fue, precisamente, su falta de acierto desde 6’75m lo que condenó a los extremeños, que firmaron un 0 de 17 en triples en los dos últimos cuartos. Habría bastado algo más de puntería para llevarse un partido que el Hestia Menorca tenía muy encarrilado al final del tercer cuarto y que acabó con un ajustado 59-56.

El primer parcial arrancaba impreciso por ambos bandos. Tras varios minutos con el marcador congelado en el 3-2 inicial, Pack anotaba un triple que obligaba al técnico visitante a parar el partido. Conseguían darle la vuelta a la situación los extremeños, que se ponía por primera vez en ventaja 6-9 en el ecuador del cuarto. El Menorca tenía serios problemas en el plano reboteador (20 rebotes en el primer cuarto para el Plasencia) con varias jugadas en las que se concedía segundas e incluso terceras opciones. Oriol Pagès intentaba parar la sangría dando entrada a Okeke, cuyo poder intimidatorio daba su efecto. El nigeriano colocaba dos tapones casi seguidos y aumentaba la intensidad defensiva, pero seguían los problemas en ataque. El Hestia no encontraba opciones claras de tiro por lo que Pagès volvía a mover el banquillo dando entrada a Pitu Jiménez en el lugar de Xavi Hernández. Un nuevo triple de Pack ponía el 12-13 con el que se llegaría al final del primer acto.

Un intercambio de triples abría el segundo parcial y la alternancia de ventajas en el marcador fue la tónica dominante hasta el último minuto. Varias decisiones arbitrales protestadas por Oriol Pagès le costaban la técnica al entrenador local y los extremeños aprovechaban la ocasión para conseguir una jugada de 4 puntos que les llevaría a los vestuarios con 31 a 36.

Volvía enchufado el Hestia, que en 3 minutos ya le había dado la vuelta al marcador con un gran Okeke que colocaba hasta tres tapones a los atacantes de Plasencia. La intensidad defensiva le pasaba factura a los visitantes, que entraban en bonus a falta de tres minutos y medio, un hecho que aprovecharía el Hestia, que no fallaba desde el tiro libre. El Plasencia se lo jugaba todo al tiro exterior, pero su 0 de 9 en triples le servía al Hestia para coger la ventaja de 13 puntos, 55-42, con la que se cerraba el cuarto.

Se antojaba un final de partido tranquilo para las más de 2.000 personas que arropaban al equipo en Bintaufa, pero nada más lejos de la realidad. Tras una primera canasta visitante, contestaba Richaud Pack con otra sobre la bocina de posesión, era el 57-44, y quedaban ocho minutos y medio de juego todavía. Pues bueno, ocho minutos y diez segundos después, es decir, a falta de 20 segundos para acabar el partido, el Hestia seguía anclado en esos 57, y el Plasencia, pese a su 0 de 8 en triples, se colocaba a sólo un punto. ¿Qué pasó entremedias? Para empezar una antideportiva de Pack que se convertía nuevamente en jugada de 4 puntos para el Plasencia y después que se fallaron hasta cinco ataques seguidos con opciones fáciles de tiro. Colaboraban bastante los extremeños fallando todos sus triples, pero la ventaja se iba reduciendo lentamente y los fantasmas de jornadas anteriores volvían a sobrevolar el Pavelló Menorca. 24 segundos por jugar y el marcador 57-56. La posesión era local y una falta sobre Xavi Hernández permitía anotar al Hestia su tercer y cuarto puntos del último parcial, para el 59-56 a falta de 19 segundos. La última jugada acabaría con Okeke cazando su duodécimo rebote (MVP con 19 de valoración) y el partido moría con una importante y sufrida victoria que pone a los menorquines en tercera posesión empatado, entre otros, con el Baskonia, su próximo rival.

 

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?