Últimas noticias Hemeroteca

"Cádiz, gracias por venir a Zaragoza"

El espectáculo producido por la Fundación Andacat conectó lazos entre Aragón y Andalucía, a través de las gaditanas coplas de Carnaval

Las coplas el Carnaval de Cádiz no entienden de fronteras. No hay peaje ni territorio que se tercie en la piel de toro del país que no se hayan escuchado algún que otro pasodoble de Carnaval. Gente aficionada, exiliada o sencillamente que probaba cómo suena una agrupación de Carnaval en vivo y en directo han podido disfrutar de las agrupaciones gaditanas en la capital maña.

El recibimiento en la estación ya apuntaba maneras: una chirigota de la Casa de Andalucía de Zaragoza cantando coplas gaditanas. Un bonito gesto de hermanamiento que acabó con un abrazo entre agrupaciones.

Una abarrotada sala Mozart de Zaragoza, más de 1.600 personas, pudo vibrar con el espectáculo producido por la Fundación Andacat, que tras su éxito en tierras catalanas quiso vivir la experiencia en Aragón. Y para ello se unieron a la Casa de Andalucía en la citada capital, que no solo ofrecieron su colaboración, sino que organizaron un acto de convivencia para que tanto la comitiva gaditana, encabezada por agrupaciones, prensa y la concejalía de Fiesta, con María Romay como representante municipal, estuvieran “como en casa”.

“El ave tenía un parada en Zaragoza y la carga de aficionados que había, hacían pensar en la posibilidad de traer el Carnaval”, comentaba antes del inicio del evento el presidente de la Fundación Andacat, Francisco Flores. Destacaba de Zaragoza que era un lugar donde “exportaba e importaba” aficionados por lo que ha sido “relativamente fácil” que la gente apoyara el evento.

El espectáculo, guiado por los presentadores del ente regional Manolo Casal y Modesto Barragán, arrancaba con un recuerdo hacia Manolo Santander que, por motivos de salud, no había podido viajar con la expedición gaditana. El público se divirtió y disfrutó con las chirigota ‘La Maldición de la Lapa Negra’, que tuvo momentos muy emotivos como la interpretación de la presentación -ya que fue cuando sonó por primera vez las coplas en el citado auditorio- y el pasodoble en defensa de Andalucía que mantuvo al público en pie durante un buen espacio de tiempo.

Con posterioridad, actuaron las comparsas de los Carapapas, poniendo en pie al teatro con el pasodoble del G15 sin megafonía, dedicado a todos los aficionados de fuera de Cádiz. Un grupo que, además, actuó en el hall del teatro tras el descanso que se había dado por parte de la organización.

Formando el guirigay llegó la chirigota del Love con su antología. Coplas de ayer y hoy que pudieron disfrutar con el arte y la magia que impregnan los chirigoteros. En todo momento el público estuvo con ellos y no fueron pocos los que se atrevieron a cantar los grandes hits de la chirigota. Como broche final, la comparsa de Juan Carlos Aragón que hizo un pase como tiene acostumbrado, con independencia del lugar.

Coplas y más coplas que se resumen en el grito de uno de los aficionados que embriagado de sentimiento soltó ni corto ni perezoso un “gracias por venir”. Poco más que añadir tras cuatro horas de puro espectáculo por tierras mañas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?