Últimas noticias Hemeroteca

La vida según Pipper

Llega a Jaén el perro viajero más conocido de España con el objetivo de promover el turismo con mascota

Ser un turista que vaya acompañado de una mascota puede ser difícil en algunas ciudades. Este es el caso de Jaén, una capital en la que los principales atractivos turísticos no permiten la entrada de perros 'educados'. Y esto es lo que quiere cambiar Pipper, el perro turista más famoso de España que estos días visita nuestra ciudad después de recorrer má1s de 20.000 kilómetros por 16 comunidades autónomas del país.

Ni la catedral, ni los Baños Árabes, ni el Museo provincial permiten la entrada de canes, tal y como insiste el dueño de Pipper, Pablo Muñoz, "bien educados". También ha señalado que todavía "Jaén tiene un recorrido por hacer" en lo que se refiere al turismo de mascotas aunque ha señalado que la ley andaluza permite la entrada de mascotas atadas a cualquier sitio "salvo que lo prohíba el dueño del local debiéndose registrar en un registro de la Junta de Andalucía" aunque la realidad "es diferente y todavía no se está implementando". Además, echa en falta una armonización de la normativa local con la autonómica para aclarar la situación.

Pablo y Pipper ya llevan muchos kilómetros recorridos y han comprobado in situ las diferentes situaciones que se viven en las ciudades respecto al turismo dogfriendly. Ha puesto el ejemplo de Gijón donde "el Ayuntamiento ha creado unas pegatinas 'perros educados bienvenidos' que se repartieron a todos los establecimientos que voluntariamente quieren aceptar perros". 

Contraste con Europa

En España, solo el 18% de los hoteles y casas rurales admiten mascotas, dato que contrasta con el del resto de Europa donde ese porcentaje llega al 40%. De hecho, en países como Italia "se puede hacer la compra en hipermercados" según Muñoz. Además, el dueño de Pipper anima al sector turístico a que se adapte para abrir un  nuevo nicho de mercado del que se pueden obtener ingresos al igual que el turismo de congresos, entre otros sectores.

Ha recordado que España es el segundo país más visitado del mundo, "nos vienen fundamentalmente británicos, alemanes, italianos, franceses que están acostumbrados a hacer el día a día con su perro". Cada familia gasta en torno a 1.000 euros en cuidar de su mascota, una cifra que podría aumentar si el mercado turístico se adapta para que las familias con miembros perrunos puedan ir de vacaciones todos juntos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?