Últimas noticias Hemeroteca

Abiertos en canal

Un número significativo de miembros del Canal de Aranda solicitan que su presidente se someta a la confianza de los socios y la asamblea decida sobre su continuidad

Quienes acudieron a la convocatoria de asamblea general de la Comunidad de Regantes del Canal de Aranda no pudieron acceder al local y celebraron la reunión en la calle /

Ni se ha cerrado la herida ni se han apagado los tambores de guerra, que parecen sonar con más fuerza en la Comunidad de Regantes del Canal de Aranda. Si hace dos años se sucedieron episodios de destituciones, enfrentamientos y procesos judiciales, el enfrentamiento interno se recrudece tras el episodio que se vivía el pasado 3 de mayo. Ese día estaba convocada por los preceptivos cauces legales (publicación en el Boletín Oficial de la Provincia incluida) una asamblea general ordinaria de la Comunidad de Regantes del Canal de Aranda. Sin embargo cuando los socios comenzaron a acudir al recinto en el que estaban citados se encontraron con la sorpresa de que una nota colgada a la puerta y firmada por el presidente, Angel Miguel Sancho, indicaba que la asamblea había sido desconvocada. Dado que el número de socios tanto presentes como representados a través de avales superaba el porcentaje mínimo para celebrar la mencionada asamblea, los asistentes decidieron seguir adelante con la cita y desgranar uno por uno los puntos del orden del día incluidos en la convocatoria oficial de la asamblea general ordinaria. Entre ellos se incluía el encargo de sendas auditorias contable administrativa y jurídica, un punto que se rechazó por parte de los asistentes.

Por el contrario se añadió un asunto más: en el apartado de ruegos y preguntas, con 208 votos a favor, 0 en contra y 0 abstenciones, se aprobó solicitar al presidente de la Comunidad Ángel Miguel Sancho (ausente de la reunión) la celebración de una Asamblea General Extraordinaria para que se someta a la confianza de los socios su confirmación en el cargo. En caso de no ser ratificado la misma asamblea tendría que proceder a la elección de un nuevo presidente.

Según interpretan los solicitantes la asamblea extraordinaria que se pide debería celebrarse en el plazo máximo de un mes.

De la otra parte el presidente no reconoce la celebración oficial de la asamblea, que da por desconvocada tal y como figuraba en la nota colgada en la puerta del local y firmada por la misma persona que había convocado. Asegura que en ese mismo documento se explicaban los motivos de la cancelación de la cita, que no son otros que carecer, como representante de la asamblea, de la documentación necesaria para llevar adelante la asamblea. Ángel Miguel Sancho dice que se le ha negado de forma sistemática numerosa información económica de la Comunidad de Regantes pese a que la ha pedido de forma reiterada. Y como da por no celebrada la asamblea no tiene intención, en principio, de convocar la sesión extraordinaria que le piden, ya que asegura que la solicitud no se ha tramitado de forma reglamentaria. Insiste, en cualquier caso, en que no quiere entrar en demasiadas explicaciones porque son varios los procesos judiciales en marcha que afectan a las cuestiones que enfrentan a las dos partes.

Recordamos que la comunidad de Regantes del Canal de Aranda se encarga de la distribución de las aguas de riego en los términos municipales de Zazuar, Vadocondes, Aranda de Duero y Villalba de Duero, y del mantenimiento de sus infraestructuras.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?