Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 20 de Octubre de 2019

Otras localidades

0-0: Un justo empate entre bostezos

Anulados dos goles legales a Caballero y Castro

Caballero celebra el gol que le fue anulado. /

El Almería cierra su periplo por los campos de Segunda esta temporada con un justo empate en el Gran Canaria. La falta de tensión competitiva quedó de manifiesto desde el primer minuto, con dos equipos que tienen como máximo reto quedar entre los diez primeros de la Liga. Los pocos aficionados que acudieron al Estadio se pasaron la mayor parte del tiempo bostezando, porque la falta de ritmo y verticalidad puso barrera al espectáculo.

Hizo más el esfuerzo por no perder que la ilusión por ganar, y en este tipo de encuentros solo se pueden salvar actuaciones individuales. Empezando por la retaguardia, Fernando Martínez ha demostrado en dos partidos que es la persona ideal para competir con René Román. Para un penalti al Alcorcón, incluso acaba de ser padre, y en Las Palmas frenó a Rubén Castro, que pelea con Álvaro Giménez en la lucha por el Pichichi. Le echó un cable a su compañero, sobre todo en la primera mitad.

 

Pablo Caballero llegó a marcar, y todavía no se sabe el motivo por el cual el árbitro, Pulido Santana, pitó falta. El 9 rojiblanco salta más que su rival, remata de cabeza y supera a Josep Martínez. Ya celebraba su tanto cuando, por sorpresa, se topó con la decisión contraria por parte de juez de la contienda. Pero también hay que girar la cabeza y reconocer que Rubén Castro marcó otro tanto legal. El 7 de Las Palmas le gana la partida en la frontal del área a Juan Ibiza, recorta ante Fernando y manda el balón a la red. Pizarro vio falta del delantero. Compensó un error con otro y el encuentro siguió igual, con muchos bostezos y pocas oportunidades.

Precisamente una de las novedades fue Caballero, un delantero que no ha tenido oportunidades esta temporada, pero que ha demostrado nivel suficiente tanto para esta plantilla como para la categoría. Ha aguantado mucho durante la Liga, esperó su momento y rindió, siempre con una sonrisa. Otro jugador a destacar es uno de los canteranos más queridos en el vestuario; Gaspar Panadero. La grave lesión de rodilla -ligamento cruzado-, frenó su progresión, y en Las Palmas entró con tantas ganas que puso más ritmo que los 21 futbolistas restantes. Dará que hablar la próxima campaña.

El Almería acaba sus desplazamientos con un punto en el Gran Canaria, haciendo honor a su regularidad a lo largo de la temporada. Los menos habituales, faltos de confianza y de ritmo, no dan un paso atrás. La Liga se ha hecho muy larga al quedar sin objetivos, pero eso se hubiera firmado allá por el mes de julio. El bostezo gana y Las Palmas y Almería empatan. A por el Albacete.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?