Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 20 de Agosto de 2019

Otras localidades

La Ciudad Encantada que no conocías está en Villalba de la Sierra

Son varios los espacios naturales de la provincia de Cuenca que se conocen como 'ciudades encantadas' y algunas no son tan famosas como la de Valdecabras

Ciudad encantada de Villalba de la Sierra (Cuenca). /

Como ya hemos dicho en alguna ocasión, la Serranía de Cuenca está llena de ciudades encantadas, más allá de la conocida por todos en Valdecabras. Esta semana, en el espacio Nos vamos de excursión que coordina Fernando Carreras de la empresa EcoExperience, y que emitimos los viernes en Hoy por Hoy Cuenca, visitaremos una increíble Ciudad Encantada muy cerca del pueblo de Villalba de la Sierra.

'Nos vamos de excursión' en Hoy por Hoy Cuenca. / Paco Auñón

Para ello, debemos acercarnos desde Cuenca hasta Villalba. Dejaremos el coche en el aparcamiento del restaurante Nelia. Desde aquí cruzamos la carretera que sube hacia Uña y nos plantamos enfrente entre unos campos de cultivo de trigo, es aquí donde comienza el PR CU 33.

Una vez nos encontramos en el otro lado, veremos un sendero que sale a mano derecha y empieza a subir la montaña, de manera que tenemos un gran desnivel desde la parte más baja, desde unos 800 metros hasta los cerca de 1.200 donde ya estaremos de lleno en el Parque Natural Serranía de Cuenca.

Este paraje se esconde entre los pinos de la Serranía de Cuenca. / Fernando Carreras (EcoExperience.es)

El primer tramo es algo duro ya que es cuesta arriba, pero se hace por un camino bastante amplio de manera que si vamos a primera hora o al atardecer será más cómodo. Según subimos, a nuestra espalda va quedando el pueblo de Villalba de la Sierra y a la izquierda comenzaremos a ver el Salto de Villalba. Nosotros seguimos subiendo por la montaña ascendiendo siguiendo las marcas del PR. A nuestra izquierda veremos ya un grupo de rocas disgregadas y rotas en forma de Ciudad Encantada, en lo que se conoce como el barranco de Santa María. En este punto, si seguimos hacia la derecha, continuaremos el sendero hasta la parte alta de la Fuente de la Losilla y él vértice geodésico del Tormo. Nosotros iremos a la izquierda para así adentrarnos dentro de esta ciudad encantada.

Callejones y pasadizos estrechos. / Fernando Carreras (EcoExperience.es)

Aunque no hay pista como tal, es muy fácil seguir un pequeño sendero que va atravesando por el interior todas esas rocas y que cruza el barranco que en determinadas épocas puede tener algo de agua, pero normalmente es fácil pasar al otro lado.

Lo que más llama la atención es la cantidad de callejones y zonas estrechas en esta ciudad encantada ya que vemos que la roca todavía no está muy disgregada ni erosionada, dando lugar a estrechos callejones y pasadizos de roca impresionantes.

Una vez que hemos paseado por el interior de esta zona de rocas tenemos dos opciones, podemos volver por el camino que hemos subido, de manera que será mucho más fácil ya que todo es bajada y haríamos unos seis kilómetros de ida y vuelta hasta el pueblo de Villalba de la Sierra. La otra opción es seguir bajando por el barranco que también está indicado con marcas del sendero y aparecer cerca de la central hidroeléctrica, donde cogeríamos un pequeño sendero hasta Villalba. Así serían un total de siete kilómetros.

Vistas de Villalba de la Sierra desde este paraje. / Fernando Carreras (EcoExperience.es)

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?