Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 17 de Julio de 2019

Otras localidades

"Cada vez hay más gente que se cuida y valora el Culturismo como deporte"

Jesús Sancho, natural de Trillo, se proclamaba hace unos días subcampeón del Mundo de Culturismo

Jesús Sancho, durante el Campeonato del Mundo de Culturismo celebrado en Varsovia (Polonia). /

Una lesión de rodilla truncó hace años la carrera futbolística de Jesús Sancho, 'Chechu', un vecino de Trillo que 10 años después de aquella decepción, ha logrado convertirse en subcampeón del Mundo de Culturismo. "Me metí en el gimnasio para recuperarme de la lesión, empecé a tocar las pesas y empecé a notar la mejora de forma rápida", explica en una entrevista en SER Guadalajara. "De ahí pasé a probar la competición y en ese momento ya no hay marcha atrás".

Una década y muchísimo sacrificio y esfuerzo después, ha conseguido un sueño que creía inalcanzable. "Aún no me lo creo. Ha sido una temporada perfecta con el campeonato regional, el de España y ahora el subcampeonato del Mundo. Ha tenido una repercusión enorme y estoy todavía en una nube".

Sancho compagina la competición con su trabajo en el gimnasio de Trillo y una tienda de productos nutricionales en Guadalajara. "Es mi pasión y estoy muy contento porque veo que cada hay más gente que se cuida y que valora este deporte. La mayoría de la gente no sabe todo lo que hay detrás y la dedicación que exige esta disciplina".

Esa exigencia se debe sobre todo, explica, al control alimenticio. "En el gimnasio apenas pasamos una hora al día. Lo realmente duro es la dieta, controlarse con la comida. Hay una época de ganancia muscular en la que tengo que ganar entre 12 y 15 kilos y después los meses antes de la competición me pongo a dieta estricta en la que se pule toda esa grasa para estar perfecto. Y aunque la gente piense lo contrario, suele ser más dura la época de ganar peso porque son cantidades muy elevadas".

En la competición solo se valora el físico, pero en los meses previos el factor mental juega un papel muy importante. "Hay momentos complicados, te miras al espejo y no te ves bien, y crees que no estás al nivel del resto de los competidores. Pero luego no se trata solo de estar más fuerte, sino de que haya un equilibrio en todo el cuerpo".

Sobre el mundo del dopaje, muchas veces vinculado a este deporte, Sancho lo tiene muy claro. "Hay trampas como en todas las disciplinas. Pero, a quien dude, le invito a venirse un mes conmigo a comprobar lo duro que es, o a ver mis analíticas y descubrir que no hay nada más que mucho esfuerzo y dedicación".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?