Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 19 de Febrero de 2020

Otras localidades

Entre Orio y Hondarribia anda el juego

Las tripulación amarilla es el gran dominador del primer cuarto de la Liga Euskolabel con tres banderas y su mejor inicio en la competición; mientras que Hondarribia es su gran amenaza con dos regatas ganadas que le sitúan a seis puntos del liderato

Gorka Aranberri ondea la bandera ganada en A Coruña /

En una primera lectura o análisis a lo que ha ocurrido hasta ahora en el mundo del remo, se puede decir que Orio es el nombre propio del primer cuarto de la temporada arraunlari. La tripulación amarilla es el gran dominador, porque es el líder indiscutible de la clasificación general de la Liga Euskolabel, porque ha ganado tres de las banderas que había en liza y porque ha completado el mejor comienzo liguero de su historia. Además, la estadística está a su fávor, hasta el punto de que sólo una vez una trainera no acabó ganando la liga al final del verano cuando sumaba 67 puntos o más a estas alturas de la temporada. Orio empieza a depender de sí mismo para ganar su primera corona, porque en la dinámica en la que está inmerso la lectura podría ser que sólo ellos pueden desviarse del camino hacia la gloria que han comenzado. Con todo, Orio no es el único protagonista de este primer cuarto de temporada.

Hondarribia también ha reclamado su cuota de protagonismo. Por derecho propio. Porque su inicio no desmerece al realizado por Orio. Es verdad que parece estar un punto por detrás, porque la clasificación así lo refleja. Y el número de victorias. Pero en A Coruña ha demostrado que puede ser capaz de plantarle cara en la lucha por la liga, y es que está dispuesto a complicarsu camino hacia esa ansiada corona. Le recortó un punto, y se ha colocado a seis en la general, lo que unido a su trayectoria le sitúa como la principal alternativa al dominició inicial de los agilutxos. Hondarribia no ha basjado en ninguna regata del cuarto puesto y ha demostrado una regularidad fuera de toda duda. Es un aval importante al que se agarran en las tostas de la Ama Guadalupekoa, que parece ir a más. Ya tiene una bandera y ha ganado dos regatas, quedándose además a sólo 2 segundos de remontar los 11 que tenía desventaja en la regata a doble jornada de A Coruña.

Entre Orio y Hondarribia anda el juego, y parece que así va a ser durante el verano, aunque dada la igualdad de este primer cuarto de liga, les conviene no descuidarse, porque Zierbena, Santurtzi y la Donostiarra parece que están al acecho de un fallo para darles caza. La batalla por la tanda de honor está servida, con tres tripulaciones en sólo cuatro puntos. Kaiarriba está a sólo dos puntos de entrar en esa tanda de honor, algo que puede conseguir en su casa, en la regata en la bahía donostiarra de este sábado. La tripulación de Igor Makazaga ha dado el salto de calidad prometido y ya compite cara a cara con las grandes favoritas, dejando detrás a Urdaiba, la gran sorpresa negativa de este inicio liguero, porque la Bou Bizkaia está irreconocible. El problema de la Donostiarra es que quizá no tenga remeros suficientes como para rendir al nivel de tanda de honor los dos días del fin de semana.

Y si miramos a la parte de abajo en clave gipuzkoana, San Pedro ha demostrado lo que ya sabíamos, que pese a las dificultades es una tripulación cabezona y peleona, y que no sólo va a pelear por no descender directamente, sino que también está capacitada para entrar en la lucha por eludir el playoff de permanencia en la máxima categoría con Lekittarra. A nada que tenga algo de suerte con el sorteo de calles, está capacitada para optar el penúltimo puesto de la clasificación general. Aunque su primer objetivo debe ser dejar detrás a Astillero y evitar el descenso directo, y para eso sólo tiene un punto de ventaja. A partir de ahí, la opción de la permanencia directa se le va abrir seguro.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?