Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 08 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Los vecinos alertan de las consecuencias de suprimir los contenedores soterrados

Cuestionan la iniciativa municipal, aún en fase de estudio, pero dan un voto de confianza a la recogida "puerta a puerta" que propone la Generalitat

Contenedores subterráneos en la plaza Músico Óscar Tordera. /

Los vecinos de los distintos barrios están divididos ante el sistema de recogida de basuras "puerta a puerta" que pretende implantar la Generalitat en los grandes municipios a partir de 2021 dentro de su Plan Integral de Residuos.

En la mayoría de los barrios donde Radio Alicante ha pulsado la opinión, creen que es una medida buena, incluso "necesaria" para dejar de ver la basura en las calles. Lo que ya no acogen con tanto entusiasmo es la paulatina retirada de contenedores soterrados, anunciada paralelamente por el Ayuntamiento.

Desde la asociación del Centro Tradicional, su presidenta, Alcázar Moreno, que se reunió la pasada semana con el concejal de Limpieza, Manuel Villar, se pregunta cómo va a ser esa progresiva retirada en un barrio como el suyo, donde el gran problema es la proliferación de locales de hostelería, que consideran "el verdadero cáncer del centro".

Achacan a la presión de un hotel y de estos locales el que ya se haya eliminado tras las Hogueras el primero de estos depósitos soterrados, que veían una solución perfecta ante la saturación de contenedores en vías como Quevedo o Bazán, con 7 y 14 respectivamente, repartidos por la calle.

En la zona de playas, están satisfechos con un contenedor de este tipo en Colonia Romana, pero no tanto con otras carencias de limpieza, como la situación del cauce de la Albufereta, con aguas estancadas y sin adecentar desde 2015, según denuncia el portavoz de la asociación Playablanca, Ernesto Jarabo.

En Benalúa, con la proximidad del mercado municipal que exige una atención especial, es donde más interés muestran por la recogida puerta a puerta y son más partidarios de eliminar los depósitos soterrados, para evitar el problema de lixiviados y hacer frente a la cuestión de forma sostenible", dice Ernest Gil, portavoz de la asociación vecinal.

Y en la zona norte, al no contar con ellos, no han podido comprobar si esos depósitos soterrados suponen o no un beneficio, pero lamentan una vez más su abandono por parte del ayuntamiento, con baldeos escasos y que no vienen reforzados por un barrido posterior.

Manoli Celdrán, portavoz de la asociación de Ciudad Elegida, considera que "los alicantinos no estamos preparados" para un sistema de recogida, "el puerta a puerta", que solo puede dar resultado en otras ciudades europeas.

Desde el Ayuntamiento, el concejal Manuel Villar responde que se está trabajando sobre las necesidades de la nueva contrata y que no hay aún tomada ninguna decisión sobre la supresión de contenedores, aunque confirma que sí se irán eliminando algunos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?