Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 20 de Septiembre de 2019

Otras localidades

EMAYA lleva 16 años incumpliendo el Decreto de Zonas Sensibles del Govern

Es una normativa que obliga al Ayuntamiento de Palma a que el agua vertida al mar procedente de la depuradora haya pasado siempre por un sistema terciario.

EMAYA lleva 16 años incumpliendo el Decreto de Zonas Sensibles del Govern. Es una normativa que obliga al Ayuntamiento de Palma a que el agua vertida al mar procedente de la depuradora haya pasado siempre por un sistema terciario.

Un trámite que cuando la depuradora colapsa o se llena no se cumple porque se abren compuertas y el agua llega al mar sin el tratamiento necesario. Esta normativa se incumple cada vez que llueve y la depuradora, obsoleta, se desborda. Este decreto lo elaboró la Conselleria de Medio Ambiente del primer Pacte de Progrés, porque una directiva europea obligaba a desarrollar normativas autonómicas para zonificar las zonas de costa más sensibles a los vertidos de aguas sucias.

Y la Bahía de Palma era una de las zonas que el departamento entonces dirigido por Margalida Roselló incluyó como "zona sensible", que requiere, como decimos, un tratamiento de las aguas depuradas mayor.

El Decreto, 49/2003, todavía está vigente.

16 años después, la depuradora del Coll d'en Rabassa, obsoleta, sigue expulsando aguas sucias al mar sin que se hayan acometido las obras necesarias que garanticen una depuración óptima, teniendo en cuenta que una normativa, el decreto que les estamos mencionando, cataloga la Bahía de Palma como "zona sensible".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?