Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 20 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Para que no tengan más excusas

Ciudadanos de Soria, Valladolid y Burgos enviarán al Ministerio de Fomento dos excavadoras de juguete para exigir a los políticos que cesen los engaños y terminen las obras de la A-11

Las plataformas harán llegar al Ministerio de Fomento estas excavadoras para que terminen las obras de la A-11 /

Más de dos mil personas, entre arandinas y ribereñas y las llegadas desde Peñafiel y Soria y otros municipios del trazado de la N-122, se daban cita este domingo en Aranda, donde confluía la marcha lenta para exigir el fin de las obras de la conversión en autovía de esta carretera, una de las más transitadas a la par que peligrosas de España.

Eslóganes como 'Menos corbatas y más excavadoras', '¿Cuántos muertos más? ¡Autovía ya!', 'Mañueco, escucha: esta es nuestra lucha',  'Queremos un gobierno que acabe las obras' o 'Estamos hasta los huevos' se corearon antes de la lectura del manifiesto, donde se hablaba de las "tres décadas de paciencia circulando por una vía con un recorrido infame, soportando un tráfico diario de más de 7.000 vehículos y jugándonos la vida en cada adelantamiento y en cada cruce”.  Interrumpido constantemente con aplausos y gritos de “Autovía ya!”, el manifiesto añadía que “los ciudadanos de pueblos como Peñafiel, en los que la mitad de la población vive a un lado y la otra mitad al otro, sufrimos día a día el intensísimo tráfico y convivimos con un altísimo riesgo de ser atropellados, y bien sabéis los que estáis aquí, que los sustos y los accidentes son algo cotidiano, y qué decir de los sorianos, para quienes llegar a la capital autonómica es una auténtica aventura propia de un videojuego, y plagada de todos los riesgos imaginables que pueden existir en una carretera. Y lo mismo para los arandinos… Todos nosotros llevamos años viviendo en primera persona los cambios de rasante, los corzos y jabalíes y circulando lentos ¡por obligación!! detrás de filas interminables de vehículos especiales y de camiones. Los ciudadanos sorianos, burgaleses, vallisoletanos,… llevamos décadas circulando por tramos de carretera considerados de los más peligrosos de toda España, con índices de peligrosidad 400 veces superior a la media española y poniendo en juego nuestra vida, un día sí y otro también, en esta ratonera llamada Autovía del Duero. Somos más de 500.000 los ciudadanos que vivimos en los pueblos y ciudades que atraviesan el recorrido de la N122; somos más del 21% de los habitantes de Castilla y León y aun así, aun habiendo sido declarada de interés estratégico por la Junta de Castilla y León en 1993, aun siendo un eje vertebrador entre el este y el oeste de la Península Ibérica, aun con todas las promesas…, seguimos sin percibir avances sustanciales en su ejecución”, continuaba el manifiesto en el que criticaron con dureza los engaños repetidos por los políticos, a los que les han transmitido el mensaje de que “los castellanos seremos buenos, pero no tontos”, y estamos hartos de sus “promesas incumplidas y no vamos a consentir que nos sigan tomando el pelo con sus mentiras y su palabrería”. Calificaron de “vergonzoso” que de un total de 210 km que separan Soria de Valladolid, solo 70 estén terminados treinta años después de que en los años 80 comenzaran las obras, repartiendo a diestro y siniestro la culpa de este despropósito entre los gobiernos del PSOE y del PP que se han ido sucediendo en este tiempo en Moncloa sin que se perciba el final de este proyecto. “Son vergonzosos, los engaños continuos diciéndonos que para la 122 no hay dinero, cuando vemos que para otras infraestructuras menos necesarias y bastante más caras, si lo hay… ¡eso sí! a cambio de los apoyos necesarios para gobernar… Los ciudadanos castellano leoneses llevamos tres décadas sufriendo planificaciones fallidas, cambios de trazados, ejecuciones a medias, reducciones presupuestarias, mentiras y promesas incumplidas… Promesas como las del año 1993, cuando en la campaña electoral, el Partido Popular planteaba la ‘necesidad urgente’ de desdoblar la N-122, y a su vez el Partido Socialista prometía “el acondicionamiento de la N- 122 para convertirla en autovía rápida”… Promesas repetidas en todas y cada una de las campañas electorales que se han sucedido desde entonces hasta hoy… ¡Promesas y más promesas!! ¡Mentiras y más mentiras!”, añadía una de las portavoces que dieron lectura al texto.

Más de 2.000 personas se concentraron en la Plaza Mayor / cadena SER

Y frente a esas promesas incumplidas, los manifestantes señalaban que la realidad es que los ciudadanos continúan sufriendo las reducciones presupuestarias, la paralización de obras, los litigios con los propietarios, los desacuerdos con el trazado y los consiguientes recursos que paran la tramitación y siguen siendo víctimas de los continuos y numerosos accidentes, y siguen preguntándose hasta cuando continuará esta falta de vergüenza, los políticos que gobiernan les seguirán tratando como a ciudadanos de segunda, abusando de su paciencia y riéndose de la buena fe castellana mientras siguen amparándose en excusas envueltas en problemas burocráticos y en trampas administrativas que nunca acaban. “Estamos hartos y muy enfadados de que nos toméis por imbéciles. Y en el día de hoy, todos juntos, Sorianos, burgaleses, vallisoletanos, Exigimos hechos, no palabras. Los ciudadanos castellano leoneses con una sola voz, urgimos de una vez por todas, ¡¡¡voluntad política, consenso, agilidad burocrática y dotaciones presupuestarias suficientes para finalizar la Autovía del Duero! Hoy aquí concentrados, exigimos circular por una autovía del siglo XXI y lo queremos hacer en el siglo XXI. Políticos que nos gobernáis, ¡basta ya de mentiras! ¡Basta ya de promesas que nunca se cumplen! ¡Basta ya de reiros de nosotros! ¡Basta ya de circulación lenta por la Nacional 122!”, agregaba otra portavoz.

Caty y Juan Antonio saludaron desde el templete a la multitud / cadena SER

Entre los agradecimientos con los que comenzaba el manifiesto conjunto de la Plataformas Soria ¡YA!, A11 Pasos y la de Aranda de Duero por las Infraestructuras, había una mención especial para Caty y Juan Antonio, el matrimonio soriano que comenzó su particular marcha a pie a primera hora de la mañana del miércoles, para llegar el sábado antes de comer a Aranda, donde contó con el recibimiento de una comitiva, que salió a Vadocondes para acompañarles los últimos diez kilómetros de su ruta pedestre. La organización les invitó a subir al templete para poner fin al acto con unas palabras, apelando a los políticos a que se quiten los tapones de los oídos y las gafas de sol, miren directamente a la cara de los castellanos y leoneses y escuchen sus reiteradas exigencias en relación con esta necesaria infraestructura.

Antes de ello, dos de las portavoces mostraron a los manifestantes las excavadoras de juguete que han comprado para enviárselas al Ministerio de Fomento como un gesto simbólico de protesta, señalando con ironía que “es una modesta aportación, pero es mucho más de lo que ellos han hecho por terminar la Autovía del Duero”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?