Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 22 de Noviembre de 2019

Otras localidades

Felipe II y sus 400 caballos aparecen en Plaza España

Las reformas de esta zona del centro han revelado los restos de unas caballerizas del siglo XVI

Estado de las obras en la calle Bailén, donde se han hallado los restos del siglo XVI. / ()

El descubrimiento de unas caballerizas del siglo XVI ha detenido parte de las obras de Plaza España, en concreto, en el túnel de la calle Bailén, frente al Senado. El hallazgo de unos muros y tabiques ha obligado a paralizar las reformas que apenas llevaban tres semanas en marcha.

Estas estancias para 400 equinos se construyeron en 1556 por orden del entonces rey, Felipe II, que ya había establecido su corte en Madrid de forma permanente. La estructura se encontraba a unos minutos de los aposentos del monarca, poco más lejos que las dependencias de la reina, en el otro extremo del palacio.

Los restos que se han encontrado pertenecían a una ampliación de las caballerizas, que ocupaban desde la actual Plaza de Oriente hasta Plaza de España. Para establecer la fecha de los vestigios, los expertos se han basado en la roca utilizada y la argamasa que las une.

Un descubrimiento anunciado

El hallazgo no ha sorprendido demasiado a historiadores y arqueólogos, que sospechaban de la existencia de estas edificaciones. Planos de los siglos XVI y XVII dejan claro que los aledaños del Palacio Real son una "zona caliente" de restos arquitectónicos, por lo que es probable que durante las reformas de Plaza España se encuentren más. Esta área es además de importante valor arqueológico como recoge la ley de Patrimonio Histórico Español de 1985.

Aunque las caballerizas eran parte del Alcázar de los Austrias y propiedad del rey, su uso era público para animales de trabajo y las postas aledañas. Los reales establos se ampliaron en el siglo XVIII durante el reinado de Carlos III. En los años 30 del siglo pasado, los establos se derribaron para construir los jardines de Sabatini, el arquitecto italiano favorito de los Borbones españoles.

¿Qué se hará con el hallazgo?

 A todas las obras acometidas en la comunidad de Madrid debe acudir un arqueólogo que evalúe la posibilidad de hallar restos arquitectónicos. Tras el descubrimiento en las obras de Plaza de España, se intentará conservar o “musealizar” todos los restos que sea posible, como se ha hecho con los restos hallados en la estación de Metro de Ópera. El resto serán destruidos para permitir que las reformas continúen.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?