Últimas noticias Hemeroteca

Miércoles, 28 de Julio de 2021

Otras localidades

Valencia CF

Murthy veta un proyecto para combatir el cáncer infantil porque lo impulsa Cañizares, que ha sido crítico con Lim

El presidente del Valencia se opone a dar luz verde a una iniciativa pactada entre Mateo Alemany y el ex portero, cuyos beneficios iban a parar a la lucha contra el cáncer infantil. El motivo: los comentarios de Cañizares sobre la gestión de Peter Lim

Santiago Cañizares y el presidente del Valencia, Anil Murthy.

Santiago Cañizares y el presidente del Valencia, Anil Murthy. / Getty Images

El ex guardameta del Valencia Santiago Cañizares y su esposa, Mayte García, han padecido en sus propias carnes la desgracia del cáncer infantil, con el fallecimiento en marzo de 2018 de uno de sus hijos, Santi, a los cinco años de edad, tras combatir ferozmente esta grave enfermedad. Y lo que no ha cesado es la lucha del matrimonio Cañizares García contra el cáncer infantil. Un compromiso que se ha hecho visible en su apoyo público a la Fundación El Sueño de Vicky, dedicada a la investigación del cáncer infantil.

Cañizares trabaja como comentarista deportivo en Movistar Plus, perteneciente a la empresa Telefónica, que pensó en el ex portero del Valencia para poner en marcha una iniciativa solidaria. A través de la Corporación Telefónica, que tiene su área de responsabilidad social corporativa, plantearon la idea de generar un contenido que produjese ingresos para una causa solidaria. Pensaron en conocer a un club por dentro acompañando a Cañizares un día entero con un club. El afortunado sería el ganador de un sorteo entre todos los donantes a la causa, que sería la Fundación El Sueño de Vicky.

Cuando recibió la propuesta de Corporación Telefónica, el primer club en el que pensó Cañizares es el Valencia. De modo que le expuso la idea al director general, Mateo Alemany, quien se mostró encantado de colaborar y prometió todas las facilidades al ex portero para llevar a cabo el proyecto.

Pasó el tiempo y hace tres semanas, Telefónica instó a Cañizares a poner en marcha el proyecto. Éste se puso en contacto con Alemany, quien, con el club incendiado tras la crisis provocada por los despidos de Marcelino y Pablo Longoria, habló con el jefe de Prensa, Álex Navarro, quien a su vez dio conocimiento al presidente.

Y fue al llegar a Anil Murthy donde se truncó la iniciativa, ya que se encontró con la oposición del presidente, que considera a Cañizares una persona crítica con la gestión de Peter Lim en su tarea de comentarista. Todo esto sin tener en cuenta el fin solidario que perseguía la iniciativa, sin importarle que el Valencia era el club escogido para esta idea tan bonita que iba a generar unos beneficios destinados a la lucha contra el cáncer infantil.

Es decir, el presidente antepuso las objeciones que Cañizares haya podido hacer a la gestión de Peter Lim (tan comprensibles como la incredulidad ante, por ejemplo, sus reciente decisión de cargarse la estructura deportiva Marcelino-Mateo-Longoria) a permitir que el nombre del Valencia esté vinculado a una iniciativa con un fin tan loable como el que persigue El Sueño de Vicky luchando contra el cáncer infantil.

Pocos días después de que Mateo Alemany explicase a Cañizares la negativa recibida por parte de Anil Murthy, el Real Madrid se puso en contacto con el ex portero para anunciarle su apoyo a la iniciativa a través de su fundación, con la hija de Florentino Pérez a la cabeza, y está previsto que en los próximos días lleven a cabo el proyecto en el Santiago Bernabéu. Esas grabaciones que podrían haber sido en Mestalla si no hubiese sido por Anil Murthy y su decisión personal de vetar a Santiago Cañizares, quien, no hay que olvidar, es una leyenda del Valencia C. F.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?