Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 16 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Orriols, el antídoto ante el efecto Machín

El Levante vuelve a su estadio, donde acumula diez partidos sin perder, para recibir al Espanyol, que logró el jueves en Europa la primera victoria con su nuevo entrenador; Duarte y Vukcevic, fuera por decisión técnica

El Levante celebra su gol ante Osasuna. /

Vuelve el Levante a su estadio casi un mes después. Dos salidas consecutivas a Leganés y Sevilla, junto con el parón de selecciones, han dejado a la parroquia granota sin fútbol en su estadio desde aquel empate a uno ante Osasuna el día de San Miguel (29 de septiembre).

Y pese a que la tournée le ha dejado tres puntos muy valiosos, los cosechados en Butarque, lo cierto es que el Levante está con ganas de volver a casa, pues en la última cita ante Osasuna superó su mejor racha sin perder como local en Primera, con diez partidos (sumando del curso pasado y del actual) en los que el conjunto de Paco López ha evitado que el rival se llevara los tres puntos.

Precisamente la figura del técnico es la que ha aglutinado todas las miradas en la previa de este choque ante el Espanyol, por sus constantes cambios en el once, tanto de sistema como, principalmente, en jugadores. Tanto es así que el entrenador de Silla ha tenido que salir en su defensa por enésima vez en la rueda de prensa previa a este choque. "Lo dije desde el primer día, habrá semanas que pasemos de gente que juega a no ir convocada o al banquillo. Hay tanta igualdad que es imposible tener un once fijo, pero respeto muy mucho todas las opiniones", volvió a reivindicar Paco López.

Así se explica que se hayan quedado fuera para la convocatoria por decisión técnica Duarte y Vukcevic. Y así se puede explicar la posibilidad que baraja ahora mismo el técnico de devolver al once a Bardhi, en detrimento de Melero, para acompañar a la pareja Radoja-Campaña, que ya se ha convertido en fija en la medular. Como otra pareja, Morales-Hernani, tiene todas las papeletas para completar desde los extremos un ataque que tendría como referencia en la punta a Roger.

Otra baja destacada, ésta por lesión, es la de Toño, que abre de nuevo las puertas del once a Clerc en el lateral izquierdo, con Miramón y manteniendo la pareja Vezo-Cabaco en el eje de la zaga. Y, por supuesto, empezando el equipo, y no es sólo porque es el portero esto de empezar el once, sino porque es el jugador franquicia ahora mismo, Aitor Fernández. El mejor guardameta de la Liga se ha convertido en un seguro de vida para un Levante que encuentra en él la solución a los desajustes defensivos y la 'alegría' del planteamiento de Paco López, en la que no prima la seguridad defensiva que digamos.

Mientras que en el otro lado va a estar el colista de Primera División. Un equipo que el curso pasado rayó el sobresaliente con Rubi y que este año está en números rojos tras el fiasco de apuesta por David Gallego. Pero el equipo perico está en ese punto de subidón que provoca el relevo en el banquillo y la llegada de Pablo Machín ha espoleado a un conjunto que, pese a perder en su estreno la pasada semana ante el Villarreal, el jueves ya obtuvo en la Europa League la primera victoria con su nuevo técnico.

Machín ha dejado fuera de la lista a Corchia y Lluís López. Recupera a Naldo y Pedrosa, que se perdieron el último choque ante el Ludogorets por sendos procesos víricos. Y otra baja sensible para el cuadro blanquiazul, ésta por lesión, es la de Ander Iturraspe. El posible once que podría alinear Machín, con su habitual defensa de cinco, es el siguiente: Diego López; Víctor Gómez, Naldo, David López, Bernardo, Pedrosa; Marc Roca, Víctor Sánchez; Darder, Vargas y Ferreyra.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?