Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 11 de Noviembre de 2019

Otras localidades

La empresa de los comedores de las guarderías de la Xunta tendrá que cambiar de proveedores

A partir de este jueves y de forma indefinida, la concesionaria deberá servirse de establecimientos próximos a los centros

Escuela infantil de Eirís /

La empresa de cátering que gestiona los comedores de escuelas infantiles A Galiña Azul en los que se han producido intoxicaciones y reacciones alérgicas estará obligado a cambiar de proveedores de los productos del menú y acudir a establecimientos de proximidad.

La medida, adoptada por la Xunta a través del Consorcio Galego de Servizos en Igualdade e Benestar, entrará en vigor de manera indefinida a partir de este jueves y afectará a todas las guarderías en las que la empresa Freire Chico SL gestiona el comedor escolar.

A través de un comunicado, el consorcio informa que todos los productos, desde los alimenticios al menaje de cocina, dejarán de estar suministrados por los proveedores centralizados con los que cuenta la empresa, que tendrá que recurrir a establecimientos localizados en las proximidades de cada centro.

La medida se produce después de que, el pasado lunes, se registrase un episodio de reacción alérgica leve entre el alumnado de entre 15 y 20 guarderías de la red de la Xunta cuyos comedores están gestionados por la misma empresa responsable de la intoxicación, a mediados de octubre, de al menos 41 niños por un pescado servido en mal estado.

Así las cosas, el Consorcio Galego de Servizos Sociais lanza un mesaje de "tranquilidad" a las familias "dada la levedad de todas lsa reacciones alérgicas que se registraron".

Nuevas intoxicaciones en la comarca de A Coruña

Los nuevos casos de intoxicaciones han afectado a entre 15 y 20 guarderías de la red de escuelas infantiles 'A Galiña Azul'. El Gobierno gallego mantiene abierta una investigación para averiguar si esta problemática guarda alguna relación con las reacciones alérgicas leves registradas el pasado mes de octubre que padecieron varias decenas de menores en las zonas de A Coruña y Cangas.

Todos estos centros cuentan con un servicio de cocina gestionado por la misma empresa. Las primeras reacciones alérgicas detectadas en octubre se dieron por menús de pescado que consistían en palometa. Los técnicos habían estudiando muestras de pescado tanto en crudo, congelado como cocinado y habían constatado la presencia de una sustancia, 'histamina', por encima de los valores normales.

Días después empezaron a denunciarse más casos, y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, aseguró que se tomarían medidas ante esta situación una vez concluya la investigación sobre la empresa, el servicio de cocina y la proveedora del pescado servido. En un principio, la investigación sospechaba que se trató de un problema de ruptura de la cadena de frío durante el transporte.

Este martes se han detectados nuevos casos de alergias con los mismos síntomas y reacciones que los denunciados en el mes de octubre (manchas rojas que desaparecían con el tiempo, malestar). La diferencia principal radica en que en esta ocasión no se ha tratado de una partida de pescado concreta, sino que se ha servido crema de brécol y calabaza y raxo de pollo con macarrones.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?