Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 23 de Enero de 2020

Otras localidades

Un punto no es suficiente para un UCAM Murcia CF al que le sigue faltando puntería

El Córdoba no generó excesivo peligro en todo el partido y se favoreció del poco acierto de los universitarios de cara a puerta

Higón encarando a Djetei /

Decía Miguel Rivera que la situación delicada del Córdoba con los impagos era un arma de doble filo. Así fue, pero a favor de UCAM Murcia CF, al menos en el inicio, y en La Condomina. No se había cumplido el minuto de juego cuando cayó el primer gol. Un magistral pase de Rafa de Vicente en largo desde el centro del campo pilló totalmente descolocada a la defensa del Córdoba. Aprovechó ese pase Higón, que volvía a la titularidad, pinchando el balón con la bota e introduciendo el balón en la meta de Becerra.

Duró poco la alegría. Escandaloso error defensivo de Viti en un saque de esquina, que no marcó al capitán visitante Javi Flores. El lateral del UCAM pecó de falta de concentración en el segundo palo y el jugador visitante la empujó para poner las tablas en el minuto cuatro.

El 4-1-3-2 de Rivera permitió repetir la dupla de arietes con Mayoral y Aketxe, pero el UCAM tenía que encontrar más estabilidad en la medular y no dejar en una jugada aislada el meritorio pase de Rafa de Vicente que abrió el luminoso. Daba más sensación de peligro el Córdoba en la primera mitad por toque y no terminaban los murcianos de encontrar la comodidad que necesitaban para encarrilar el partido y llevarlo a su terreno.

A la vuelta de vestuarios lo siguió intentando el UCAM. Mayoral tuvo dos ocasiones claras, la segunda con un fortísimo disparo que se marchó muy alto. No bajó los brazos el conjunto universitario cuando Perales fue llamado por Rivera para ser el primer cambio murciano. Higón salió del terreno de juego para ceder su sitio al asistente que le dio la victoria la pasada jornada al UCAM.

Volvía a tener el equipo local las mejores ocasiones, pero la pelota seguía sin entrar. Se vio un UCAM más compacto y serio en todas las facetas del juego, más ordenado y entendiéndose, pero el desempate tardaba en llegar y el tiempo se agotaba. Manu Justo entró al campo por Mayoral con la declaración de intenciones del entrenador universitario. El último cambio de los murcianos llegó al filo del 88, Chavero entró al verde y en su lugar dejó césped Barbosa. A la desesperada, el UCAM confió todos sus honores a la insistencia. Unos honores que no llegaron esta vez, tablas en un partido de muchas ocasiones locales que no fueron aprovechadas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?