Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 27 de Octubre de 2020

Otras localidades

Transexualidad

Cuando Aura dijo por fin que era Aura

El emotivo relato de Eva Pardal, madre de una chica trans de 17 años, que derriba el muro del desconocimiento sobre la identidad de género

Cuando Aura dijo por fin que era Aura

Getty Images

Se llama Aura, por Aura Garrido su actriz favorita, tiene 17 años, casi 18 y es una chica trans que dio el paso de decírselo a su madre, Eva Pardal, cuando tenía 14. Decidió dar ese paso, el de decírselo a la familia, para normalizar lo que ya ocurría en su entorno más inmediato: el de sus amigas.

Eva consideró al principio que era una broma, luego que era gay…pero Aura es trans, es una chica. La confusión y el desconocimiento sobre la identidad de género son elevados y en los últimos tiempos se han vertido multitud de falsedades sobre los niños y niñas transexuales: operaciones, hormonas…algo que queda muy lejos de la realidad.

Aseguran que uno sabe lo que es por lo que tienes en el cuerpo, sino por lo que hay en tu cabeza. Cuando Aura se sintió reconocida como Aura en su casa, dejó de sentirse triste para empezar a sentirse bien. Su adolescencia en su centro de estudios ha sido “de lo más normal”, según Eva, “con sus tonteos, sus novios…”, por lo menos en el actual, gracias a la eliminación del protocolo que regulaba la atención a los menores trans en los centros puede dejar su integración al albur de la actitud de cada colegio o instituto.

Respecto a la atención sanitaria, se ha encontrado con los problemas del desconocimiento de los especialistas, pero Eva reconoce que tras los primeros contratiempos se han ido solucionando de forma progresiva.

El proceso por el cual las personas trans pasan a asumir su propio aspecto se llama “transicionar”, un momento que Eva recuerda como uno de los más felices para Aura y para ella misma.

En resumen, que ser madre de una adolescente tarns es…como ser la madre de una chica adolescente, aunque el camino tiene tramos duros.

Eva Pardal no es una madre cualquiera, protectora y sensata ha aprendido a ser “la parte técnica”: la que se mueve para reclamar los derechos de Aura; la que presenta por escrito cada petición; la que la anima a que denuncie el acoso o los insultos…de ahí que hoy le lleguen las dudas de otros menores como su hijas, que en los peores casos, se han visto arrojados a la calle por sus padres tras reconocer su identidad.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?