Últimas noticias Hemeroteca

Martes, 02 de Junio de 2020

Otras localidades

Víctor Grande

Muertes Curiosas I

Buenas tardes, queridos oyentes. Hoy es un día tan bueno como cualquier otro para hablar de muertes curiosas y rocambolescas que este loco mundo en el que vivimos nos brinda.

Por ejemplo, Frank Hayes era un jinete que en 1923 ganó su última carrera de caballos. Hasta aquí todo normal, si no fuera porque el señor Hayes ganó esa última carrera muerto, porque le dio un ataque al corazón en plena carrera y murió sobre su caballo, antes de cruzar la línea de meta. Fue ganador a título póstumo, nunca mejor dicho.

Unos cuantos siglos antes, en 1567, el austriaco Hans Steininger, conocido por ser el hombre con la barba más larga del mundo murió tras tropezar con su propia barba al huir de un incendio. Está claro que no optó por poner sus barbas a remojar.

Este hombre tuvo mala suerte, todo lo contrario a lo que tuvo Roy Sullivan, un guardabosques que hasta 1983 le habían alcanzado siete rayos y había sobrevivido. Aunque pensándolo bien, no se si es buena o mala suerte, porque un rayo vale, pero siete...como para invitarlo a una fiesta. El caso es que Roy Sullivan se creía invencible por su experiencia telúrica, por eso se pegó un día probó a pegarse un tiro y no...no sobrevivió.

Y hasta aquí mi repaso a tres de las muertes más absurdas de la historia, pero como saben, la historia es muy larga y muy absurda, así que la semana que viene más. Qué duda cabe.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?