Sábado, 06 de Junio de 2020

Otras localidades

Sucesos

La Policía desmantela un arsenal de armas de guerra y explosivos en Zamora

Se han intervenido 26 lanzagranadas, 37 armas largas, numerosos proyectiles y granadas, entre otra munición, en el marco de una operación internacional contra el tráfico de armas procedente de los Balcanes

Hay tres detenidos en Zamora encargados del ensablamiento de las armas y venta ilegal por toda España

Armas confiscadas en la operación policial

Armas confiscadas en la operación policial / Cuerpo Nacional de Policía

 La Policía Nacional ha detenido en Zamora a tres personas por su presunta participación en delitos de tenencia ilícita de armas, tráfico ilícito y depósito de armas de guerra y explosivos. En el marco de una investigación contra una red internacional de tráfico ilegal de armas para introducirlas en la Unión Europea, los detenidos se dedicaban a distribuir piezas para su ensamblamiento y a la venta ilegal en España.

Los agentes han llevado a cabo 13 registros en los que han intervenido 26 lanzagranadas, 37 armas largas (incluyendo fusiles, carabinas y escopetas) y 70 cortas, una gran cantidad de material explosivo como TNT y pentrita. La gran capacidad destructiva de los explosivos ha hecho necesaria la intervención de los TEDAX durante los registros para su neutralización.

Macrodispositivo internacional

La operación de la Policía Nacional, coordinada desde la Comisaría General de Información, comenzó el pasado septiembre de 2019 en el marco de un macrodispositivo a nivel internacional organizado para desmantenar redes de tráfico ilícito de armas que estaban introduciendo armamento en la Unión Europea procedentes de los Balcanes Occidentales. Bajo el mando de Europol, distintas policías de 30 países, entre ellas agentes de Interpol, Frontex y la Oficina de la ONU para la Droga y el Delito, arrestaron a 175 personas e incautaron 51 armas de fuego.

A raíz de esta macrooperación, la Brigada de la Comisaría General de Información detectó que uno de los investigados vivía en Zamora y desde ahí estaba proveyendo de piezas de armas, enviadas por paquetería postal, a otro de los investigados.

Además, el principal investigado ya había sido detenido en España en 2008 por su participación en la reactivación de armas de fuego desde una armería en Palma de Mallorca. Desde el local, compraban armas inutilizadas y las convertían en armas de fuego reales para darles salida en el mercado negro. A raíz de esta investigación la Policía incautó en su día un enorme dispositivo de armas y municiones.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?